Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/30/1990 12:00:00 AM

MOMENTO DE DECISION

Qué espera a Gorbachov en crucial congreso del PCUS


Cuando el lunes 2 de julio comience el 28º Congreso del Partido Comunista de la Unión Soviética, la imagen de un partido renovado, unificado y dinámico, capaz de dirigir los destinos de la URSS en abierta competencia con otras fuerzas políticas, parecerá alejarse definitivamente. Para muchos, ese será el momento de la verdad para la nueva Unión Soviética y, tal vez, para el nuevo orden mundial.

La sirena de alerta la dio el congreso constitutivo del partido comunista de la república rusa, que la semana anterior resultó ampliamente dominado por los conservadores neoestalinistas, que tuvieron el 60% de los delegados. Allí resultó electo como primer secretario Iván Polozkov, reputado opositor a las políticas de apertura de Gorbachov y partidario de regresar a los viejos procedimientos de poder en la URSS.

Según todos los observadores soviéticos, el congreso local ruso fue una especie de ensayo general del que comienza esta semana, lleno de críticas acerbas contra el desempeño de Gorbachov al frente del Kremlin. Esa exhibición de fuerza, hecha precisamente unos días antes de un congreso nacional en el que se debatirán temas tan cruciales como la renuncia del PCUS a la preeminencia en la vida política del país, ha convencido a muchos observadores de que lo que se acerca es una radical división en el seno de la organización. En efecto, comentaristas como Viacheslav Kostikov, de APN, observan que la correlación de fuerzas que se presentó en el congreso del partido ruso y se mantendrá en el congreso del partido de la URSS, no corresponden a la que se presenta a nivel de las masas, donde parece mantenerse un interés mayoritario por las reformas democráticas.

Ello confirma que la maquinaria del partido aún mueve los hilos de la representación, y que su mayoría de delegados fue conseguida por sus maniobras electoreras. En esas condiciones, se cree que la mayor fuerza de la apertura en el seno del partido, la Plataforma Democrática, podría abandonar en masa el congreso, con lo que la división del partido comunista quedaría sellada.

Sin embargo, el repunte de los conservadores neoestalinistas ha logrado lo que ninguno de los vehementes argumentos de Gorbachov había conseguido: convencer a los radicales que piden reformas aceleradas, de que el presidente es más su amigo que su enemigo. Plataforma Democrática, que hasta ahora había atacado a Gorbachov por la "timidez" de sus políticas, declaró por medio de su vocero Viacheslav Shostakovski, que en adelante su movimiento apoyará a Gorbachov, "quien merece ahora la comprensión y el respaldo de los demócratas".

Eso mismo podría aplicarse a una figura clave: el radical Boris Yeltsin. Aunque se le ha considerado el peor enemigo político de Gorbachov, se cree que podría convertirse en su aliado para contrarrestar las fuerzas conservaduristas. Si ello resultara cierto, tanto Yeltsin como Plataforma Democrática podrían mantenerse en el seno del partido, para tratar de evitar que el ultraconservador Igor Ligachov consiguiera la secretaría general.

Pero ante la escasa representatividad de PD en el congreso (no llegaría ni al 3%), todas esas hipótesis enfrentan a la afirmación hecha por el Comité Coordinador de ese movimiento. Con el aún poderoso Partido Comunista en manos de los ultraconservadores, "El 28º congreso del PCUS podría acelerar el desplazamiento del país hacia una dictadura militar".-
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.