Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/19/2000 12:00:00 AM

No te rajes

En el país azteca por primera vez la oposición parece tener posibilidades reales de derrotar la hegemonía septuagenaria del PRI.

En Mexico un candidato del conservador Partido Acción Nacional (PAN) se ha convertido en la primera opción real de sacar del poder al Partido Revolucionario Institucional (PRI). Se trata de Vicente Fox, un hombre de 57 años que, con una combinación de informalidad, simpatía y desfachatez, ha conseguido lo que no pudieron candidatos de mucho más peso intelectual: ir adelante del candidato oficialista en las encuestas.

De esa forma el candidato Fox se encuentra en inmejorable posición para vencer al oficialista Francisco Labastida Ochoa y cortar la racha de 14 elecciones consecutivas ganadas por el PRI desde su fundación en 1929. Aclamado por la prensa estadounidense por su origen de negocios (fue empleado de Coca-Cola y en 15 años logró ser presidente de la empresa en México), Fox ha capitalizado el antipriísmo, sobre todo en las ciudades. Como dijo a SEMANA la analista Sandra Rodríguez, “lleva dos años en campaña, desde su gobernación del estado de Guanajuato. Y es capaz de decirle a cada uno lo que quiere oír”. Así se ha beneficiado de la desesperanza de muchos mexicanos que, desde las más disímiles orillas ideológicas, están dispuestos a darle sus votos a quien sea con tal de sacar al PRI del poder. Su crecimiento en las encuestas ha desencadenado una serie de adhesiones que van desde intelectuales de izquierda, como el historiador Jorge Castañeda, hasta un número importante de líderes de negocios, tradicionalmente afectos a la estabilidad garantizada por el PRI.

Pero la indefinición de Fox en materia política es legendaria. Como dijo Rodríguez, “recientemente declaró a la revista ‘La Jornada’ que es de centroizquierda, algo completamente ridículo desde todo punto de vista. Su plataforma ideológica se puede reducir a que primero hay que sacar adelante el país y luego veremos qué hacemos con las ideologías”.

Ese pragmatismo le ha ganado tantos puntos como su estilo desabrochado de campaña, en la que es capaz de decir cualquier cosa. Parece haber hipnotizado a mucha gente con su forma de referirse a Labastida, a quien llama “El Chaparrito” o “La Vestida”.

A pesar de que por primera vez las elecciones están bajo el control de un organismo independiente y que las encuestas cada vez le son más favorables a Fox ante sus dos principales competidores, Labastida y el centroizquierdista Cuauhtémoc Cárdenas (del Partido de la Revolución Democrática), no hay ninguna seguridad de que logre el triunfo el 2 de julio. La razón, como explicó Rodríguez, es sencilla. “No es que vaya a haber fraude propiamente dicho. Sino que, como en el caso del Perú, la acción del Estado está dedicada a defender al oficialista, en este caso Labastida. Los discursos del presidente Zedillo defienden la obra del PRI, cuatro secretarios (ministros) están en campaña supuestamente en su tiempo libre y los programas sociales, sobre todo en el campo, están al servicio de Labastida. Y lo complicado es que el tema está muy poco regulado por la ley. El poder del PRI está en su estructura, en su maquinaria intocable. Es lo que aquí se llama la cargada. Y es muy difícil que pierda”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.