Viernes, 2 de diciembre de 2016

| 2015/12/11 21:39

Nueva York se rearma para atacar el terrorismo

Las autoridades crearon una nueva unidad antiterrorista. Se espera que para los primeros meses del 2016 tengan 560 efectivos.

La unidad comienza a funcionar con un centenar de efectivos. Foto: AFP

Los ataques terroristas del 11 de septiembre en Estados Unidos dieron la vuelta al mundo. Y no solo eso, también cambiaron la forma en la que el país americano tenía organizadas sus fuerzas militares.

La policía de Nueva York, por ejemplo, se convirtió –tras ese acontecimiento– en una fuerza antiterrorista “expeditiva, global y autónoma”, como la calificó el diario El País de España.

De hecho, después de esos hechos un veterano de la CIA fue la persona designada para crear una unidad de inteligencia con la suficiente independencia y recursos para aumentar los hombres que iban a atacar el terrorismo.

Fue ahí cuando empezó a operar una unidad llamada “Demografía”, que fue señalada de infiltrar agentes en las comunidades musulmanas con la ayuda de la CIA, según ese diario. Tiempo más tarde esta fue disuelta por las graves acusaciones que había en su contra.

El caso es que después del 9-11, como lo indicó ese medio, cualquiera que sea el lugar en el que hayan atentados –llámese San Bernardino o París— no hay ficha que no sea movida en Nueva York, por ser esta una ciudad prioritaria del terrorismo.

“No conozco a ningún otro cuerpo no estatal en el planeta con los recursos y la autonomía de la división antiterrorista de la policía de Nueva York, es algo inusual”, apuntó William Braniff, director ejecutivo del Consorcio Nacional para el Estudio de Respuestas al Terrorismo, a ese portal.

Pero como si los recursos y los efectivos que tiene esa policía no fueran suficientes, en el mes de noviembre —tres días después de los atentados en Francia– las autoridades de Nueva York anunciaron una nueva unidad élite que se dedicará exclusivamente a prevenir ataques terroristas, señaló El País.

Se llama “Comando de Respuesta Rápida”. Esta lleva organizándose desde enero, luego de los ataques a la revista Charlie Hebdo. Empieza a funcionar con un centenar de agentes pero se espera que para los primeros meses de 2016 cuente con 560 efectivos.

Y no solo eso, entre el armamento tendrán fusiles automáticos y otras armas largas. Los hombres que conforman la unidad además deberán vigilar las zonas de riesgo, nudos de transporte o centros de ocio, señaló ese medio.

Si bien esta fuerza élite ya estaba empezando a ser formada desde inicios de 2015, los recientes atentados en Francia lograron que se establecieran ciertas condiciones en la unidad. Un ejemplo de esto es que el nuevo comando de Nueva York ya tiene la orden de no negociar en casos de secuestro.

Según ese medio así lo aseguró el comisario jefe, Bill Bratton: “Nadie negocia en situaciones de secuestro mejor que la policía de Nueva York, pero esta gente, si toma rehenes, solo lo hace para prolongar el suceso porque si intención es matarles, así que vamos a movernos muy rápido”.

Según William Braniff este “es un modelo con fortalezas, como su estrategia de defensa de la ciudad de varias capas o el hecho de que el cuerpo de policía refleja demografía de la Nueva York, lo que es muy importante en una ciudad tan diversa”. Se espera que esta nueva unidad no se extralimite como lo han hecho las autoridades en ocasiones anteriores.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.