Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/22/2012 12:00:00 AM

¿Qué alcance puede tener la nueva lesión de Chávez?

El anuncio del presidente venezolano sobre su salud genera interrogantes sobre el impacto de la aparente recurrencia de su cáncer. Vea cuál es el pronóstico.

;
BBC
"Desmiento totalmente que tenga metástasis en el hígado o en otra parte del cuerpo o que me estoy muriendo, no, no". Palabras del presidente venezolano Hugo Chávez, tras el revuelo que se generó por informaciones contradictorias sobre su estado de salud.

En sus declaraciones, el presidente Hugo Chávez admitió tener una lesión en la misma zona donde se le detectó el tumor el año pasado.

"Sólo esa pequeña lesión de 2 centímetros en el mismo lugar donde estuvo la lesión anterior; por tanto habrá que hacer una nueva operación, extraerlo y luego con los exámenes posteriores verificar si es maligno o no, en función de eso seguiré informando al país la verdad".

Según Luis Villa, jefe del Departamento de Oncología del Hospital Mercy y presidente de la Liga contra el Cáncer de Miami, la lesión a la que se refiere Chávez apunta a una recurrencia local de la enfermedad.

Siempre dentro de los márgenes de la cautela, por la escasa información oficial que hay en relación al tipo de cáncer que se le diagnosticó al presidente, el doctor Villa le dijo a BBC Mundo que la noticia de la lesión denota un pronóstico relativamente malo.

"La información deja entrever dos cosas, que la cirugía no fue curativa y que la quimioterapia no fue curativa. Generalmente cuando hay recurrencia dentro de menos de seis meses después de terminar una quimioterapia eso quiere decir que la quimioterapia no tuvo efectividad ninguna", manifestó.

Redes sociales al rojo vivo

Los rumores comenzaron a circular por la red durante el fin de semana. En las redes sociales se leían comentarios sobre un viaje fugaz del mandatario venezolano a Cuba supuestamente para recibir tratamiento médico urgente.

Esto se unió a un artículo del periodista brasileño Merval Pereira, del diario O Globo, quien a finales de la semana pasada escribió en su blog que, según unos médicos brasileños sin identificar, el presidente Chávez sufría metástasis y le quedaba poco tiempo de vida.

La gente hizo la suma de ambas noticias y concluyó que el estado de salud de Chávez era extremadamente grave.

Desmentido del presidente

Este martes, sin embargo, el presidente venezolano desmintió tener metástasis o estar al borde de la muerte, si bien reconoció haber viajado a La Habana y haberse sometido a unas pruebas médicas.

"En contrario es una buena noticia que en los exámenes rigurosamente hechos en La Habana, indican que no tengo metástasis en ninguna parte de mi cuerpo".

El presidente Chávez aprovechó su aparición pública para arremeter contra quienes, en su opinión, desean su muerte "por el odio tan grande que le tienen".

Las autoridades venezolanas aseguraron que los exámenes a los que se sometió Chávez en La Habana son rutinarios para cualquier paciente que haya sido intervenido por cáncer.

"Nos hicimos un primer examen en octubre, salimos muy bien. Ahora, a mitad de febrero me correspondía un nuevo examen y fui a Cuba. Amanecí el sábado en La Habana, un viaje exclusivamente para estos exámenes", detalló el presidente, que agregó que había conversado con Fidel y Raúl Castro durante la visita.

Chávez prosiguió diciendo que tras la revisión de todos los signos vitales, con una resonancia magnética y otras pruebas por contrastes para evaluar si quedó residuo o alguna amenaza, se detectó la nueva lesión en el mismo sitio donde le fue extraído el tumor hace menos de un año.

En este sentido, Luis Villa sostiene que las cosas se han complicado muchísimo: "Lo que es definitivo es que una vez que hay una recurrencia local, el pronóstico se empeora notablemente".

Incertidumbre por falta de datos

El secretismo ha rodeado la enfermedad del mandatario venezolano desde que en julio de 2011 se diera a conocer que padecía cáncer.

Pese a las diversas menciones del propio Chávez a su enfermedad, lo cierto es que no se sabe exactamente ni la localización ni la naturaleza del tumor.

En sus declaraciones a BBC Mundo, Luis Villa explicó las opciones que se han barajado hasta ahora y argumentó cuáles le parecen las más factibles.

Así, para el doctor Villa, es poco probable que el presidente Chávez padeciera cáncer de próstata porque "en primer lugar, no se trata con quimioterapia, y en segundo lugar, las recurrencias locales de próstata no se tratan con cirugía sino con radiación".

El médico ve más posible que se trate un cáncer de colon o recto, dado que "esos tumores a veces no son fáciles de quitar, a veces dependiendo de los detalles de la cirugía hay una recurrencia local porque no se pudo quitar completo y sí se tratan con quimio; no estoy seguro de que esto es cáncer de colon o del recto, pero puede ser".

Otra opción es que sea un sarcoma, un tumor de células blandas, por ejemplo músculos, nervios, tendones.

"Existen sarcomas de la pelvis pero son extraordinariamente raros, particularmente a la edad del presidente Chávez", dijo Villa. Aún así, no descartó esta opción porque "los sarcomas son difíciles de tratar, la cirugía es extensa y generalmente no es curativa, y la respuesta a la quimioterapia es relativamente pobre, o sea que puede ser un sarcoma pélvico".

Villa señaló que después de la operación podrá haber una idea más clara, "porque dependiendo de lo que encuentre el cirujano en el momento de la nueva cirugía, se va hacer una recomendación o de más quimioterapia (aunque de un tipo diferente) o de radioterapia local a ver si se puede controlar el tumor localmente".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.