Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/4/2012 12:00:00 AM

¿Qué estaba haciendo Maduro en Paraguay?

El canciller venezolano está en el centro de una polémica en la política paraguaya al haber sido acusado de instigar una sublevación militar para evitar la destitución del ahora expresidente Fernando Lugo.

;
BBC

 
 
Cuando los gobiernos de los países sudamericanos se enteraron de la inminente destitución de Fernando Lugo como presidente de Paraguay, en junio pasado, inmediatamente armaron una comitiva de cancilleres para tratar de mediar en la crisis.
 

Uno de estos cancilleres era el ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Nicolás Maduro, quien ahora se encuentra en el centro de una tormenta política en Paraguay, al haber sido acusado de arengar a los cuerpos militares paraguayos a que no aceptasen la destitución de Lugo.
 

La nueva ministra de Defensa de Paraguay, María Liz García, dio a conocer un video en el que se muestra a Maduro llegando y luego saliendo de una reunión con altos oficiales.
 

El material audiovisual, dijo la funcionaria, será entregado a la Fiscalía de la Nación para su investigación.
 

BBC Mundo accedió al material en bruto en video de las cámaras de seguridad que grabaron la presencia de Maduro en uno de los salones del palacio de gobierno paraguayo.
 

Se ve al canciller venezolano caminando hacia un salón y luego saliendo de lo que se presume fue el encuentro.
 

Lo que se habló entre Maduro y los militares no se llega a saber, ya que ni se ven imágenes de la cita, y el video no tiene audio relevante.
 

Pero lo que se habló sí trascendió. Una alta fuente cercana al gobierno paraguayo y con acceso a las cúpulas castrenses le afirmó a BBC Mundo que dentro de la institución militar circuló la versión de que Maduro les pidió a los altos mandos impedir la remoción de Lugo por el Senado, que lo destituyó mediante un juicio político.
 

"El presidente y sus cercanos colaboradores están convencidos de que esto sucedió. De que hubo intenciones reales de frenar (con los militares) el proceso (de destitución) en el Senado", señaló la fuente, quien pidió mantener su identidad en reserva.
 

Itinerario
 

BBC Mundo estuvo en Asunción el pasado 22 de junio, cuando ocurrieron los hechos que se le atribuyen a Maduro.
 

El secretario general de la Unión Sudamericana de Naciones (Unasur), Alí Rodríguez Araque, le informó a este enviado especial que tanto él como los cancilleres de los países que formaban la comitiva sostuvieron diferentes reuniones en la capital paraguaya antes de la decisión del Senado que removió a Lugo.
 

Según Rodríguez Araque, el objetivo de estas reuniones (en las que estuvo Maduro), que se efectuaban a nombre de Unasur y no de un gobierno particular, era que se le extendiese el plazo a Lugo para su defensa.
 

Un funcionario diplomático de rango medio que estuvo presente en estas reuniones, quien pidió no ser identificado, reveló a BBC Mundo que "muchos cancilleres y delegados de la comisión de Unasur se reunieron con las Fuerzas Armadas, partidos políticos y otros funcionarios para tratar de parar la destitución. Era el objetivo de su misión".
 

El expresidente paraguayo fue acusado de ser el responsable político de la muerte de 17 personas (entre campesinos y policías) en un operativo de desalojo de tierras ocupadas a principios de junio.
 

El jueves 21 de junio, siguiendo el procedimiento establecido en la constitución, la Cámara de Diputados le inició a Lugo un juicio político, y luego el Senado avaló la movida.
 

Solo que al entonces presidente se le avisó al final de la tarde del jueves, que en menos de 12 horas debía presentarse al Senado a defenderse de las acusaciones, para lo que contaría con un lapso de dos horas.
 

De ahí que Rodríguez Araque, y los cancilleres como Maduro, buscaron disuadir del juicio político a los senadores y al propio Federico Franco, quien aún no era el mandatario del país y ocupaba el cargo de vicepresidente.
 

No obstante la destitución se efectuó y la comitiva decidió marcharse de Paraguay. Hasta el viernes 22 de junio a la noche, Maduro aún estaba en Asunción, junto a una numerosa comitiva de civiles y militares venezolanos que lo acompañaban, según pudo observar BBC Mundo en la delegación diplomática de Venezuela en la capital paraguaya.
 

¿Cortina de humo?
 

La destitución de Lugo genera posiciones encontradas aún hoy en día en Paraguay. Para unos fue un golpe de Estado y para otros todo se apegó a las leyes vigentes.
 

La interpretación de las acusaciones a Maduro, quien fue declarado por el nuevo gobierno de Franco como persona non grata, también se define de acuerdo a quien apoya tal o cual postura.
 

"El tema del video del palacio es un montaje burdo que tiene como único objetivo desviar la atención de los verdaderos hechos, los sucesos del golpe parlamentario contra la institucionalidad de la República", dijo el colectivo Paraguay Resiste, en un comunicado entregado a BBC Mundo.
 

Un allegado de Lugo, quien solicitó la reserva de su nombre, dijo que el gobierno de Franco "está tratando de generar una ambiente maniqueista donde por un lado están los bolivarianos (en alusión a Venezuela y el gobierno de Hugo Chávez) y por el otro los que dicen defender la soberanía paraguaya".
 

Por otra parte, hay quienes descartan que el episodio se trate de una "cortina de humo".

"Paraguay y su gobierno están ahora más preocupados por otras cosas que por hacer una cortina de humo con esto", señaló el consultor de opinión pública de First Análisis Estudios y analista político Francisco Capli.
 

"Hay ahora una gran preocupación por las recientes sanciones adoptadas por Mercosur, porque son difíciles de entender. Han hecho que ahora Paraguay se replantee seguir en este bloque, tras la intempestiva entrada de Venezuela", agregó.
 

Maduro, tras este episodio, se convirtió en una figura pública en Paraguay.
 

Este miércoles se habló de él en los principales medios de comunicación, y un diario local publicó de manera prominente un perfil del canciller venezolano en donde se lo calificó de "exchofer" debido a su pasado como conductor de autobuses.
 

Curiosamente en el mismo diario, una de sus notas más leídas titulaba "Dicen que se manipuló el video de Maduro".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.