Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/30/2009 12:00:00 AM

Segundo ataque en España en menos de 24 horas

Al menos dos guardias civiles murieron en la isla de Mallorca. Este 31 de julio el grupo separatista vasco ETA celebra los 50 años de su fundación.

;
BBC
Al menos dos guardias civiles españoles murieron a causa de una explosión en la isla de Mallorca, en el este del país.

La fuerte detonación tuvo lugar poco antes de las dos de la tarde hora local (12:00 GMT) frente al cuartel de la fuerza de seguridad en la localidad turística de Calviá.

Según informa la agencia de noticias EFE, las primeras investigaciones apuntan que pudo tratarse de una bomba pegada bajo un automóvil de la Guardia Civil.

Las víctimas mortales serían los dos agentes que se encontraban en el interior del coche. Además, otras personas resultaron heridas a causa de la explosión.

El lugar de la detonación, apuntó el diario español El País, se encuentra a menos de 500 metros de una concurrida playa.

Poco después de la explosión, las autoridades españolas ordenaron el cierre del aeropuerto y del puerto de pasajeros de Mallorca.

"La bomba de Mallorca llega sólo 24 horas después del ataque con coche bomba contra un cuartel en la ciudad de Burgos, en el norte del país", señaló Steve Kingstone, corresponsal de la BBC en Madrid.

En ese ataque, atribuido al grupo separatista vasco ETA, no hubo víctimas mortales, aunque sí numerosos heridos leves e importantes daños materiales.

Las dos últimas explosiones se produjeron poco antes del 31 de julio, día en que se cumple el 50 aniversario de la fundación de ETA.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.