Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/12/2011 12:00:00 AM

Sin palabras

El precandidato republicano y gobernador del estado de Texas, Rick Perry, hizo el oso en un debate electoral al quedarse callado por más de un minuto.

El precandidato republicano y gobernador del estado de Texas, Rick Perry, hizo el oso en un debate electoral al quedarse callado por más de un minuto. Durante su intervención, Perry aseguró que de ser elegido presidente, cerraría tres agencias federales. Pero después de nombrar las de Comercio y Educación, se quedó en blanco, mientras que los periodistas le insistían en que nombrara la tercera. “No puedo nombrarla, lo siento”, dijo mientras patinaba frente a millones de telespectadores. Diez minutos después recordó que era el Departamento de Energía. Este bochornoso incidente ha sido llamado por los medios “la congelación cerebral de Perry”, a quien le puede costar muy caro, pues sus encuestas están en picada. Aunque después dijo “soy como la mayoría de estadounidenses, a los que les gustaría olvidar que existen muchas agencias”, es claro que alguien que no puede recordar los puntos más básicos de su programa sería un pésimo presidente de la nación más poderosa del mundo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.