Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 2009/05/16 00:00

Teherán coquetea

Teherán coquetea

Sorpresiva resultó la liberación de la periodista norteamericana Roxana Saberi, acusada por Irán de espionaje y condenada a ocho años de cárcel en un enigmático juicio sobre el cual ha echado luz su excarcelación. Luego de tres meses detenida, y gracias a la presión internacional, el gobierno iraní pareció sopesar la importancia estratégica de la periodista para las relaciones con Estados Unidos, ad portas de las elecciones presidenciales en las que podría ser reelegido el actual mandatario, Mahmud Ahmadinejad. El día en que obtuvo su libertad se supo que fue procesada por haber obtenido un informe secreto sobre la invasión norteamericana a Irak. Según sus abogados, Saberi se disculpó por haber accedido a información clasificada, y aseguró no haberla divulgado. La decisión fue más que oportuna en un momento en que el presidente Barack Obama ha mostrado total disposición para restablecer las buenas relaciones entre ambos países.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.