Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2000/10/16 00:00

Tortura de oso

Tortura de oso

Crece en el mundo la campaña contra una práctica inhumana de la industria farmacéutica china. Se trata de la extracción de la bilis de los osos negros, que se utiliza, según la tradición médica del país, para curar enfermedades que van desde el dolor de cabeza, los cálculos biliares y cirrosis. En el pasado sólo los mandarines tenían acceso pero el crecimiento de la demanda la convirtió en una amenaza para la especie. Por eso, a mediados de los 80 se comenzaron a crear ‘granjas’ que extraen la bilis de osos vivos mediante métodos muy crueles. Aunque hay una ley que prohíbe esa práctica, las autoridades se hacen los de la vista gorda con el argumento de que ‘ordeñar’ osos vivos salva la vida de miles que tendrían que ser cazados.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.