Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/15/2010 12:00:00 AM

En España acusan a tres colombianos por descuartizar viva a una persona

El macabro asesinato, que tuvo lugar hace un año, se debió a un supuesto ajuste de cuentas relacionado con el tráfico de drogas.

La policía española detuvo a tres colombianos acusados de torturar y descuartizar viva a una persona y enterrar los restos del cadáver en dos ciudades diferentes.

Los agentes dijeron el lunes que el macabro asesinato, que tuvo lugar hace un año, se debió a un supuesto ajuste de cuentas relacionado con el tráfico de drogas.

En abril del 2009, la policía encontró los restos de un cuerpo repartidos en lugares separados por más de 100 kilómetros, en Madrid y la vecina provincia de Toledo, en el centro del país.

Aunque en un primer momento se pensó que podría tratarse de dos cadáveres diferentes, diversas técnicas científicas permitieron concluir que se trataba de una única víctima. El fallecido, del que no se facilitó su identidad, fue torturado y desmembrado mientras aún estaba con vida.

La larga investigación se complicó por el hermetismo y el miedo a las represalias que rodea a las organizaciones criminales dedicadas al tráfico de estupefacientes, dijo la policía en un comunicado.

Finalmente, los agentes identificaron y detuvieron cerca de Madrid a tres colombianos como presuntos autores del crimen. Además, dos de ellos fueron acusados de un delito contra la salud pública al haberse confiscado una considerable cantidad de cocaína en los allanamientos relacionados con el caso.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1825

PORTADA

Venezuela: la calle contra el dictador

Un trino de Santos indigna a Maduro y él amenaza con revelar los secretos del proceso de paz. Invocar el anti-colombianismo no cambia el hecho de que la crisis venezolana está llegando a un punto de inflexión.