Viernes, 20 de enero de 2017

| 2002/06/30 00:00

Euro-tóxicos

Tragar euros no sólo es una estupidez para las finanzas personales sino que puede ocasionar la muerte.

Euro-tóxicos

Tragar euros no sólo es una estupidez para las finanzas personales sino que puede ocasionar la muerte. Eugenio Domingo Solans, miembro de la junta del Banco Central Europeo, reconoció con mucha seriedad que, después de analizar las especificaciones técnicas, era un hecho que los billetes están impresos con una tinta que tiene un componente tóxico. Pero el dato más ridículo de toda la investigación es que sería necesario comer más de 400 billetes para que el veneno fuera peligroso para la salud. Por eso el funcionario advirtió que una dieta sana (pero también económicamente sostenible) no debería incluir grandes cantidades de billetes de la nueva moneda.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.