Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 2008/08/02 00:00

La mala hora

La mala hora

Un año después de haber asumido el cargo, la continuidad del primer ministro del Reino Unido, Gordon Brown, en el número 10 de Downing Street es cada vez más incierta. El laborista va en caída libre en las encuestas y hace unas semanas su partido perdió un escaño clave que controlaba en Escocia desde hacía 60 años y que se convirtió en una nueva derrota, tras la sufrida por la alcaldía de Londres. Esto ha dividido al laborismo entre quienes apoyan al Primer Ministro y quienes consideran que debe renunciar. Los principales beneficiados de la crisis son el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, David Miliband, el político que más suena como eventual sucesor del escocés, y David Cameron, líder de la oposición. Una nueva batalla sobre la continuidad de Brown tendrá lugar en la conferencia anual del partido laborista, que se celebrará el 20 de septiembre en Manchester.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.