Sábado, 3 de diciembre de 2016

| 2016/09/06 18:58

Todo listo para la salida de los menores que están en las filas de las FARC

Las delegaciones de paz activaron los protocolos para que estos jóvenes sean entregados a la Cruz Roja Internacional y posteriormente a la Unicef.

Se desconoce es el número exacto de menores que están en las filas de esa guerrilla. Foto: Archivo SEMANA

Este sábado 10 de septiembre será otro de los abundantes hitos en la recta final del acuerdo entre el Gobierno y las FARC. A partir de ese día los menores de edad que están en las filas de esa guerrilla empezarán a salir de los campamentos para reincorporarse a la vida civil.

Aunque el trámite pudo haber sido mucho más sencillo, las partes definieron establecer varios protocolos que regirán para el proceso de entrega, que en primera instancia será al Comité Internacional de la Cruz Roja. El CICR será el encargado de definir las operaciones necesarias en lugares específicos del territorio nacional para esperar que los guerrilleros devuelvan a los menores que estaban en medio de la guerra. Al recibirlos les harán un examen médico para definir su estado de salud y sicológico después de pasar varios años en las montañas de Colombia.

Le recomendamos: Los niños salen de las FARC

En el terreno en donde serán entregados los menores habrá dos defensores de familia para los lugares elegidos, con el objetivo de “resolver cualquier imprevisto que requiera su intervención”. Después de superado el chequeo médico, empezará un proceso de identificación para determinar los verdaderos nombres de los menores y, lo más importante, conocer su lugar de origen y la ubicación de sus familias para un tiempo después ponerlos en contacto.

El trabajo del CICR será una especie de primer filtro en el que se determinará si los jóvenes podrán ser entregados a la Unicef, no sin antes firmar un acta en la que quedará certificado que el menor se encuentra en buen estado de salud y anímico.

Después de este primer paso, el CICR trasladará a los menores de edad a la Unicef para ser llevados a los lugares transitorios de acogida en donde continuarán con el proceso de reincorporación a la vida civil. Allí recibirán atención sicológica para determinar si la guerra no dejó secuelas en su desarrollo.

Dado que el proceso que han pactado las partes en Cuba tiene una verificación, las delegaciones del Gobierno y las FARC pidieron el acompañamiento de la "Oficina de la Representante Especial del Secretario General de las Naciones Unidas para la Cuestión de los Niños y los Conflictos Armados; Centro Carter; Llamamiento de Ginebra; Coalición contra la Vinculación de Niños, Niñas y Jóvenes al Conflicto Armado en Colombia (Coalico); Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina (Anzorc) y Comunidades Construyendo Paz en los Territorios (Conpaz)“, con el fin de garantizar que los protocolos se cumplan a cabalidad y que la integridad de los menores esté a salvo.

Aún se desconoce el número exacto de menores que están en las filas de esa guerrilla. Durante la negociación en La Habana, ‘Iván Márquez’ señaló que no son más de 20, pero las cifras del Gobierno, aunque tampoco están confirmadas, hablan de más de un centenar.

Lo cierto es que el protocolo se concretó este martes en Cuba con la participación de varios integrantes de la mesa técnica que trabaja este tema y la alta consejera presidencial para los Derechos Humanos, Paula Gaviria.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.