Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2015/09/07 21:00

“Vamos hasta el 25 de octubre, pase lo que pase”: Pacho Santos

El candidato del Centro Democrático negó que esté pensando en abandonar su aspiración a la Alcaldía de la capital.

Francisco Pacho Santos en un debate en la Cámara de Comercio de Bogotá. Foto: Daniel Reina /SEMANA

Se podría decir que la carrera electoral por la Alcaldía Mayor de Bogotá está que arde. Adhesiones de partidos a campañas, denuncias contra candidatos y rumores sobre retiros de aspirantes hacen parte de la agenda electoral en la capital.  

Una de esas informaciones tiene que ver con Francisco Santos, el candidato del Centro Democrático (CD). Desde hace días se ha destilado entre políticos y personas bien informadas que el aspirante podría renunciar. Incluso, se mencionó que se sumaría a la campaña de Enrique Peñalosa, con quien -supuestamente- comparte similitudes ideológicas y lazos con el expresidente Álvaro Uribe.

Es cierto que hasta ahora las encuestas no lo favorecen, pues en todas ocupa el cuarto puesto. Por encima de él están Rafael Pardo (P. Liberal), Enrique Peñalosa (Equipo Colombia) y Clara López (Polo Democrático). Esta tríada tiene lo que se conoce como “empate técnico” en la intención de voto. Es ahí donde Pacho podría jugar un papel ‘clave’ para desempatar esta elección si entrega el apoyo a alguno de los aspirantes.

Pero Pacho no tiene planes de renunciar. “Vamos hasta el 25 de octubre pase lo que pase”, le dijo a Semana.com. En el CD aseguran que la versión acerca de su declinación es un “chisme” infundado que busca desvirtuar su aspiración y confundir al electorado.

“Yo estoy construyendo un partido con el expresidente Álvaro Uribe, una colectividad que quiere poner en Bogotá 12 concejales y 40 ediles. No hay cálculo distinto de hacernos contar y demostrar que el uribismo puede que no gane encuestas, pero gana elecciones”, dijo a este portal.

El CD le quiere poner el acelerador a la campaña en el mes y medio que queda. Este lunes el candidato se reunió con los senadores y representantes a la Cámara con votos en Bogotá. Todos quedaron comprometidos en distribuirse las localidades y barrios para hacer campaña por Pacho de jueves a domingo.

Lo que busca el partido con esta decisión es dejar claro que tiene el respaldo irrestricto de toda la colectividad y que los ciudadanos sientan que la campaña está presente. La semana anterior el expresidente Álvaro Uribe les pidió a los bogotanos que votaran por quien fue su vicepresidente.

Nada en común

El candidato del uribismo salió a desmentir la presunta afinidad ideológica con Enrique Peñalosa, lo que habría dado a pensar en una supuesta alianza. Es más, según Santos, no ha tenido contacto con Peñalosa ni los demás aspirantes, salvo en los debates. “Yo tengo grandes diferencias con Peñalosa”, reiteró.

Una de esas es la postura en la legalización de la droga. Para el candidato Santos, su rival acompaña la entrega legal de estupefacientes.

Otro de los temas es la posición frente al proceso de paz que adelanta el Gobierno con las FARC en La Habana. “A Peñalosa no le preocupa que los guerrilleros lleguen al Congreso sin problema, a mí sí”.

Otra de las diferencias -dice Pacho- es la postura del jefe de Equipo por Bogotá a favor del aborto. “Son tres diferencias profundas que para mí son insalvables”.

En lo que resta de la campaña del CD en Bogotá, Francisco Santos está dispuesto a jugársela toda y para ello va a ir puerta a puerta a tocar el “fervor uribista” que revivió en algo en las pasadas elecciones legislativas y también en las presidenciales. Por eso dice una y otra vez que irá “hasta el final”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.