Martes, 6 de diciembre de 2016

| 2016/06/28 12:35

Investigación a consejeros frena demanda contra elección del procurador

Al menos un mes más se tardaría el Consejo de Estado en resolver la demanda debido a que el propio Alejandro Ordóñez recusó a los magistrados.

Investigación a consejeros frena demanda contra elección del procurador

Al menos 30 días más se demoraría el Consejo de Estado en definir la continuidad del procurador general de la Nación, Alejandro Ordóñez, por los efectos colaterales que ha generado la decisión de la Comisión de Investigación de la Cámara de abrir investigación disciplinaria contra tres consejeros.

Este nuevo periodo de reposo en el estudio de fondo del caso, entre otras causas, se debe a que la Sala Plena deberá estudiar un recurso que interpuso este martes el propio procurador Alejandro Ordóñez en contra de dos los magistrados investigados, Stella Conto y Alberto Yepes.

El pasado 21 de junio la Comisión de Investigación de la Cámara abrió investigación disciplinaria formal a estos dos togado y a su colega Danilo Rojas por la supuesta filtración indebida de información del expediente que estudia la legalidad de la elección del procurador.

Lo hizo debido a una queja que interpuso el exconsejero Marco Antonio Velilla, quien adujo que cuando él se desempeñaba como integrante del Consejo de Estado sus colegas pudieron haber tratado de ayudar a los demandantes y filtrado información reservada a la prensa.

Según él, es muy probable que la recusación que presentó el otrora director de Dejusticia Rodrigo Uprimny contra la magistrada Susana Buitrago por inhabilidad surgida de la llamada práctica del ‘yo te elijo, tú me eliges’ pudo haber sido fruto de la filtración del proyecto de fallo del caso que terminó con la anulación de la elección de Francisco Ricaurte como integrante del Consejo Superior.

Además, señaló en su queja que probablemente fue ella quien entregó a Semana.com información que este portal dio a conocer, desde lo periodístico, sobre algunas discusiones que habían surgido cuando la Sala Plena empezó a estudiar el expediente.

Por otra parte, dado que el entonces ponente del caso, Alberto Yepes, presentó una ponencia inicial negando las pretensiones de nulidad de la acción y luego otra proponiendo tumbar al jefe del Ministerio Público, Velilla pidió investigar por qué ninguna de ellas cuenta con el debido registro.

También pidió indagar sobre la posible filtración del contenido del proyecto de fallo a los medios de comunicación y supuestas nuevas infidencias que habrían sido aprovechadas irregularmente por los accionantes.

A Danilo Rojas Velilla le cuestionó el no haberse declarado impedido para conocer de la recusación a Yepes a pesar de haber integrado Dejusticia, la organización demandante, como lo hizo más adelante, cuando la Sala empezó a estudiar el asunto de fondo.

Por esos hechos, la Comisión abrió investigación disciplinaria formal, lo que llevó al procurador Alejandro Ordóñez a solicitarle a la Sala Plena del Consejo de Estado que aparte del caso a Yepes y a Conto, que todavía hacen parte del grupo a quien corresponde decidir sobre su continuidad.

Para Ordóñez, estos dos juristas se encuentran impedidos para juzgar la legalidad de su reelección, pues pueden tener interés particular en el resultado, ya que es precisamente por su actuación en el estudio de este expediente que ahora enfrentan líos disciplinarios ante el Congreso.

Así las cosas, al estudio de esta nueva recusación, se suma el plazo que tiene la magistrada María Claudia Rojas para contrastar la ponencia con los elementos de prueba, ya que todavía está pendiente de cumplirse la rotación del expediente que ella solicitó.

El cálculo a vuelo de pájaro que hacen algunos magistrados evidenciaría que la demanda que busca marginar a Alejandro Ordóñez de la Procuraduría tendría un nuevo compás de espera, de al menos 30 días.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.