Sábado, 3 de diciembre de 2016

| 2016/07/13 06:45

Uribe a Santos: "Inútil invitar a un diálogo para notificar lo resuelto"

El senador del Centro Democrático descartó la posibilidad de sentarse a hablar con el presidente sobre el proceso de paz. La reconciliación entre ambos líderes políticos no parece posible.

Uribe a Santos: "Inútil invitar a un diálogo para notificar lo resuelto" Foto: Archivo SEMANA

No funcionó. La carta que el presidente Juan Manuel Santos envió a Álvaro Uribe Vélez invitándolo a trabajar juntos “en la construcción de un país mejor” obtuvo como respuesta un rotundo no.

El portazo del expresidente a Santos era lo que muchos anticipaban. La iniciativa tenía pocas posibilidades de madurar porque no es la primera vez que se le extiende la mano al más férreo opositor del proceso de paz para hablar de la negociación y la rechaza.

Le recomendamos: Santos y Uribe, el otro proceso de paz

"Parecería inútil invitar a un diálogo para notificar lo resuelto. Cuando el crimen es campeón, el perdón y la reconciliación corren el riesgo de no ser sinceros y la paz sin justicia corre el riesgo de no ser paz", sentenció Uribe.

En la carta divulgada desde Roma a través de las redes sociales, el senador por el Centro Democrático le enumeró al mandatario lo "dañinos" que han resultado algunos procedimientos bajo los cuáles se ha llevado a cabo la negociación.

Uno de ellos tiene que ver con la bipolaridad del discurso. A su juicio, ha hecho mucho daño que "personas con notoriedad pública distraigan a los ciudadanos en el juego entre el insulto y el elogio".

Otro punto en cuestión tiene que ver con lo que hasta ahora se ha pactado en la negociación con las FARC. El mandatario compara las "indulgencias en nombre de la paz y la represión al reclamo justo en nombre de la autoridad. Esto, por cuenta de los confusos hechos que se habrían presentado la noche del martes en Duitama (Boyacá) que dejaron una persona muerta.

Le puede interesar: Un día crucial en el paro de camioneros

Finalmente, le reclama el trato que han recibido los sectores que no están de acuerdo con la negociación. "Ha sido dañino para la democracia que personas con responsabilidades públicas aparenten diálogo para claudicar ante el terrorismo e imponer a sectores ciudadanos, que expresan argumentos críticos, la adhesión a lo claudicado y ya consumado", agregó.

El otro proceso de paz, el de Uribe y el presidente Santos, no tiene pies ni cabeza. Nada parece dar resultado para reconciliar a los dos líderes políticos. Ni los diálogos directos, ni la presencia de intermediadores como Koffi Annan, ‘Pepe‘ Mujica, Horacio Serpa o Antanas Mockus han logrado surtir efecto hasta ahora.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.