Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/22/2015 6:05:00 PM

Embestida de Uribe contra la Corte Suprema

El expresidente reacciona por la condena de sus ministros Sabas Pretelt y Diego Palacio, y desafía a los magistrados, a quienes calificó de prevaricadores y de tener nexos con el narcotráfico.

Cinco días después de conocerse la condena contra los exministros Sabas Pretelt y Diego Palacio por haber ofrecido puestos a cambio de votos para aprobar la reelección presidencial, el expresidente Álvaro Uribe reaccionó con furia contra los magistrados de la Corte Suprema de Justicia.
 
Pocas veces se le ha visto tan desencajado en la plenaria y con la voz entrecortada. Uribe defendió la inocencia de Pretelt y Palacio al calificar de “mentirosa” a la principal testigo, la excongresista Yidis Medina. “La corte condena a Sabas (Pretelt) no obstante que la testigo Yidis Medina dijo que el ministro Pretelt no había ofrecido, que quien lo había hecho era Uribe”.
 
Uribe, mirando a sus colegas senadores, les recordó que “la mayoría de los aquí presentes” apoyaron la reelección presidencial. “Yo les pregunto si ese gobierno a alguno de ustedes lo sobornó”.
 
Pero lo que más pareció enfurecer a Uribe fue el momento en que se conoció la sentencia. El senador insinuó que había intereses políticos para tender una cortina de humo y opacar la magnitud de las muertes de los 11 soldados en Cauca a manos de las FARC. Por eso, lanzó todo tipo de acusaciones contra la Corte Suprema de Justicia.
 
Uribe cuestionó la sentencia al asegurar que uno de los conjueces encargados de la decisión es el abogado del periodista Daniel Coronell en los pleitos judiciales que tiene contra él y sus hijos, Tomás y Jerónimo Uribe. Precisamente, Yidis Medina confesó en una entrevista con Coronell que el gobierno Uribe había “comprado conciencias” para aprobar la reelección en el Congreso.

También dijo que la Corte nunca quiso oírlo como testigo en el proceso contra los exministros, rechazó el señalamiento de la sentencia de la Corte, que dice que en el Gobierno había una “organización criminal”, y advirtió que los magistrados estaban interferidos por narcotraficantes como Giorgio Sale y Ascencio Reyes.
 
Los acusó de prevaricar por no haber nombrado fiscal general y por haber rechazado como prueba los computadores de Raúl Reyes, donde, según él, estaban las evidencias de la Farcpolítica.
 
Para terminar, Uribe pareció retar públicamente a los magistrados para establecer cuál es la organización criminal que prevarica, si el Gobierno o la Corte Suprema. “Aspiro a que la Corte Suprema de Justicia, que no ha querido, ahora me escuche”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.