11 octubre 2012

Enviar a un amigo

Email destino:

Nombre remitente:

Email remitente:

"Barco nicaragüense que entró en aguas colombianas es un acto de desespero"

NACIÓNLa canciller Holguín afirmó que tras la petición de la Armada, la embarcación nicaragüense se retiró de las "aguas de jurisdicción colombiana". En su criterio, el episodio se debe al fallo que emitirá la CIJ. Nicaragua acusó a Colombia de violar su soberanía.

"Barco nicaragüense que entró en aguas colombianas es un acto de desespero". Fotografía cedida por la Armada muestra un barco de bandera nicaragüense, del Instituto de Pesca de ese país, en aguas de Cabo Quitasueño. La tensión entre Colombia y Nicaragua se disparó por la presencia de esta embarcación en aguas del país sudamericano en el archipiélago de San Andrés y Providencia, motivo de un conflicto territorial sobre el que se espera un fallo de la Corte Internacional de Justicia (CJI) antes de fin de año.

Fotografía cedida por la Armada muestra un barco de bandera nicaragüense, del Instituto de Pesca de ese país, en aguas de Cabo Quitasueño. La tensión entre Colombia y Nicaragua se disparó por la presencia de esta embarcación en aguas del país sudamericano en el archipiélago de San Andrés y Providencia, motivo de un conflicto territorial sobre el que se espera un fallo de la Corte Internacional de Justicia (CJI) antes de fin de año.

Foto: EFE

En la tarde de este jueves la canciller María Ángela Holguín se refirió a la presencia de una embarcación nicaragüense en "aguas de jurisdicción colombiana". En ese sentido, habló sobre el litigio en la Corte Internacional de Justicia d
e La Haya
por la posesión de seis cayos que rodean las islas caribeñas de San Andrés y Providencia.

"Han pretendido enclavar a San Andrés, Providencia y Santa Catalina. El barco entró a aguas de jurisdicción colombiana. Es un acto de desesperación de Nicaragua en vísperas de la comunicación por parte de la CIJ sobre el fallo que se emitirá después de 11 años de este proceso", explicó la ministra de Relaciones Exteriores en rueda de prensa.
 
Sobre el fallo, Holguín precisó que el tribunal internacional "ya determinó que la posesión sobre San Andrés y Providencia es de Colombia y está pendiente el fallo sobre la propiedad de los islotes (...) Han solitado la línea marítima frente a Cartagena".

Holguín aseguró que el barco nicaragüense "ya está en aguas nicaragüenses". "Salió en la tarde de hoy (jueves), después de la invitación de la Armada", agregó.

La diplomática reveló que Colombia envió una nota de protesta a la cancillería de Nicaragua a través de la embajadora del país en Managua, y aseguró que en las próximas semanas la CIJ dará la fecha exacta en la que se emitirá el fallo, el cual "ya está listo".
 
"Cuando salga el fallo tendremos el límite marítimo de Nicaragua", agregó.

La Armada Nacional ha estado ejerciendo la soberanía colombiana", concluyó Holguín.
 
La acusación de Nicaragua contra Colombia
 
En la tarde de este jueves, Nicaragua se pronunció sobre el tema a través de un comunicado en el que acusó a Colombia de violar su soberanía y mantener una "actitud hostil".
 
En su criterio, la "actitud hostil" va dirigida en contra de una embarcación civil nicaragüense que realiza una investigación científica sobre recursos pesqueros en una zona del Caribe.

"Nicaragua denuncia esta violación a la soberanía nacional, así como este tipo de actitudes inamistosas que violentan los principios de la convivencia internacional, lo que en nada abona a las relaciones entre países vecinos", señaló la Cancillería en una nota de prensa, leída por su asesor jurídico, Cesar Vega.
 
Según la cancillería nicaragüense, la embarcación civil de nombre "MedePesca III", fue autorizada del 9 al 16 de octubre a realizar investigaciones científicas sobre recursos pesqueros en espacios marinos que Nicaragua considera suyos.
 
Frente a la misiva, la canciller Holguín aseguró que existe varias imprecisiones.
 
"El barco entró en aguas de jurisdicción colombiana (...) Por esta razón, la Armada, de manera pacífica, los invitó a abandonar estas aguas. El comunicado de Nicaragua no está ligado a la verdad", dijo.

La reacción de Managua ocurrió después de que la Armada de Colombia denunció este jueves que desde este miércoles y sin permiso, se encuentra en aguas del Caribe que el país reconoce como suyas la embarcación pesquera, propiedad del estatal Instituto de Pesca de Nicaragua.

Según el Gobierno de Nicaragua, entre el miércoles y el jueves "las naves de guerra colombianas ARC-53 (Antioquia) y ARC-161 (Cartagena) en actitud hostil, interceptaron la embarcación civil nicaragüense".

"Así también un avión RC-130 Hércules colombiano ha sobrevolado sobre nuestra embarcación en actitud intimidante, tratando de impedir el desarrollo de sus labores científicas investigativas", añadió la misiva oficial leída por Vega.

"El único fin de dichas labores científicas es recabar información para ser presentada en el foro de la Convención Internacional para el Comercio de Especies en Peligro de Extinción (CITES), a realizarse en Panamá en noviembre próximo", indicó la Cancillería.

Nicaragua añadió que siempre ha sido respetuosa del derecho internacional y de los mecanismos pacíficos de solución de controversias, incluida la Corte Internacional de Justicia (CIJ), "por encima del uso de la fuerza con que Colombia trata de impedir las labores civiles de carácter científico que desarrolla la embarcación nicaragüense".

Por tanto, Managua exigió a Colombia "el respeto a las normas de Derecho Internacional que rigen las relaciones entre los Estados", y demandó "el cese inmediato de dichas hostilidades".
 
La denuncia de la Armada colombiana

En un comunicado, la Armada de Colombia informó este jueves que detectó la nave nicaragüense EN la tarde del miércoles "a 13 millas náuticas, al este del meridiano 82, en aguas colombianas".

"La embarcación continúa con las máquinas detenidas, paradas. Ahora el capitán espera instrucciones de su Gobierno y esperamos que esas instrucciones sean lo más sensatas posible para que se resuelva esta situación sin contratiempos", dijo en una entrevista con Efe en Bogotá el jefe de Operaciones Navales de la Armada de Colombia, el vicealmirante Hernando Wills.

La embarcación está cerca del cayo Quitasueño del archipiélago de San Andrés y Providencia, que, como ya se mencionó, centra un litigio territorial bilateral sobre el que se espera un fallo de la CIJ antes de fin de año.

El Gobierno colombiano alega que el meridiano 82 sigue como límite marítimo con Nicaragua en el Caribe, en base al Tratado Esguerra-Bárcenas, de 1928, que es desconocido por el Gobierno de Managua.

En el 2007, y como respuesta a objeciones preliminares planteadas por Colombia, la CIJ reconoció la soberanía colombiana sobre las islas de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, a la vez que se declaró competente para dirimir en el conflicto sobre la frontera marítima entre los dos países.

Nicaragua demandó ante la CIJ a Colombia en el 2001 tras haber declarado inválido el acuerdo bilateral limítrofe de 1928, por considerar que fue firmado cuando su territorio estaba ocupado por Estados Unidos. 
 
Con información de EFE
Publicidad
artículos relacionados

CONFLICTO

Colombia confía en cordura de Nicaragua y que retire buque de sus aguas

El jefe de operaciones de la Armada espera que la situación finalice “sin contratiempos”.

NACIÓN

Un buque nicaragüense en actitud provocadora no abandona aguas colombianas

El capitán del buque de bandera nicaragüense aseguró que "por instrucciones del Gobierno de ese país, realizarían investigación pesquera en el cayo colombiano de Quitasueño y posteriormente a 30 millas al noreste del mismo", añadió la Armada.

Horóscopo
Semana en Facebook
Publicidad