Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/27/2012 12:00:00 AM

Barranquilla: gremio de los 'comerciantes' fuera de control

Las posibles irregularidades en el número de afiliados y su real calidad de comerciantes, obligó a la Superindustria a suspender las elecciones de ocho miembros de la junta de la Cámara de Comercio de Barranquilla. SEMANA obtuvo una grabación en la que el alcalde de Soledad, Atlántico, pide a los comerciantes votar por la plancha cinco.

La disputa entre los integrantes de las 10 listas de los aspirantes a ocupar los ocho puestos de la junta de la Cámara de Comercio de Barranquilla, ha mantenido a la ciudad en suspenso y asqueada durante varias semanas, pues han salido a relucir en los medios locales toda una baraja de argucias y estratagemas que se creían propias de los políticos tradicionales.

Desde comienzos del año ha trascendido a la opinión una serie de hechos que van contra la integridad de la institución, pues entre algunos miembros de la junta se han acusado mutuamente de actos indebidos que atentan contra la legitimidad del papel que cumplen las cámaras, en especial, la función pública del registro mercantil.

Hasta ahora, por cuenta de las presuntas irregularidades que se habrían presentado, rodó la cabeza de uno de los miembros tradicionales de la Cámara de Comercio de Barranquilla (CCB), la de Pablo Gabriel Obregón Santo Domingo, presidente de la Fundación Mario Santo Domingo, cuya inscripción fue anulada por la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC), porque se habría inscrito por una sociedad que no estaba afiliada. Pero, además, Argos retiró su lista y los industriales, empresarios y comerciantes más importantes por volumen de empleados, capital invertido y patrimonio de las empresas, como Tecnoglass, Gases del Caribe, Olímpica y Monómeros, prefirieron abstenerse a tener que competir buscando votos durante varios meses, como viene ocurriendo.

Pero las decenas de denuncias radicadas ante la SIC y las que a diario se conocen públicamente en la ciudad por medios radiales e impresos, van desde afiliaciones masivas de personas y sociedades que no tendrían la calidad de comerciantes, aunque se presume la buena fe de quien se inscribe como tal, así como quejas contra el presidente ejecutivo Luis Fernando Castro, por posible discriminación negativa contra pequeños comerciantes de tintos y frutas sobre cuyas actividades se refirió de manera despectiva, y hasta quejas de persecución y parcialización contra quienes no simpatizan con las listas que estarían enfrentadas a sus amigos. La tensión llegó al punto más crítico, cuando Castro desafilió la inscripción de dos cabezas de lista que no son de sus afectos, pero la SIC le ordenó anular esa decisión.

Lo cierto es que durante los tres primeros meses de este año, el censo electoral, con relación a las elecciones del 2010, se incrementó en un 113 por ciento, de acuerdo con la información suministrada por el director jurídico de la CCB. El total de afiliados tradicionales es de un poco más de tres mil, pero la afiliación de 2.103 comerciantes registrados -unos como Sociedades Anónimas Simplificadas (SAS), y otros como personas naturales-, ha hecho que la tensión entre los aspirantes haya aumentado, pues se necesitarían, mínimo, 400 votos para poder tener un cupo en la anhelada junta.

En esas denuncias de inscripciones masivas se encontró que una sola persona representa a 140 sociedades con objetos sociales incompatibles, o que todas tienen la misma dirección y además fueron afiliadas un mismo día.
 
La modalidad se repite en la mayoría de las más de 2.103 nuevas afiliaciones. Esa práctica de afiliar a personas naturales y SAS de esta manera, no es ilegal, dice el jefe jurídico de la CCB, pero para muchos está claro que tiene un fin electoral. Este ardid habría sido impuesto, según los opositores, por el propio Pablo Gabriel Obregón, desde finales de los años 90, quien lo habría hecho, según observadores del proceso, para evitar que la CCB cayera en manos de los florecientes grupos de narcotraficantes y contrabandistas que permearon la sociedad barranquillera desde los años 70, lo que sí ocurrió con los políticos y el gobierno distrital.
 
El mayor número de afiliaciones, más de 1.600, corresponderían a los adversarios del actual presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio, Luis Fernando Castro, pero los allegados a él, quienes apoyan su gestión y su continuidad como la Fundación Mario Santodomingo, afiliaron el último día a 300 comerciantes que quedaron habilitados para votar.

Pero los críticos de Obregón y del grupo de empresarios que han tenido el poder durante las tres últimas décadas, aseguran que unas familias tradicionales se apoderaron y controlan la CCB a su antojo, crean empresas que funcionan como unas entenadas y los miembros de sus juntas son los mismos miembros de la Cámara de Comercio.

Proselitismo puro y duro

Posiblemente el caso más grave lo constituye una reunión celebrada en Soledad unos días antes de que se suspendieron las elecciones, reunión en la cual participaron Luis Fernando Acosta Ossio, quien lleva 16 años en la junta, quince de ellos en representación de los presidentes desde el gobierno Samper; el alcalde de Soledad, Franco Castellanos; el excandidato a la Alcaldía de Barranquilla Juan García como asesor de Acosta, y el primer y segundo suplente de Acosta, Michel García y Caterine Gómez Vélez, sobrina de la esposa del alcalde Castellanos.

A la reunión, de acuerdo con la grabación en poder de SEMANA, habrían asistido aproximadamente unos 50 comerciantes de Soledad y en desarrollo de la misma, intervinieron Luis Fernando Acosta y sus suplentes Michel García y Caterine Gómez, como ya se mencionó, sobrina de la esposa del alcalde y cuota de este último en la plancha número cinco.
 
De acuerdo con la grabación, Acosta intentó un acercamiento con los comerciantes de Soledad en busca de afiliados porque sabe que en ese municipio está el 30 por ciento de los ingresos de la CCB, y lo que propone es que lo apoyen para sacar el segundo renglón de su lista, donde está Caterine.
 
"Esos votos, dice, no son para mí, pues me sobran unos cuantos, son para ella y lo justo sería que Soledad tuviera una representante en la junta". Acosta dice que en los 16 años que lleva en la junta, de la cual fue presidente, ha visto como la ciudad se quedaba en manos de unos grupos y todos esos negocios pasan por la CCB, que es donde se inscriben las sociedades. "Ahí, en la CCB, agrega, no se maneja plata, ahí no se maneja sino información y quien maneja la información, maneja el poder", sentenció ante sus contertulios.

En su intervención el actual miembro de la junta y cabeza de la lista número cinco, le preguntó al alcalde: "¿Doctor Franco, cuánta gente de la CCB está metida en Soledad apoyando los proyectos suyos?" "Ninguno, porque no les interesa, pero la CCB sí fomenta unas agencias, concesiones y nuevos negocios, como la inversión que acaba de realizar en la construcción del Centro de Convenciones y Eventos, que ha sido muy criticado porque desde hace varios años se venía promoviendo en un zona céntrica, deprimida, que con la inversión se rehabilitaría y a cambio se compró un lote en una zona industrial, cuyo precio además, también ha sido muy cuestionado".

Acosta terminó su intervención diciendo: "Cuando nos vimos con el alcalde, le dijimos: '¿cómo hacemos para que haya una representación de Soledad? Estamos en la puerta de cerrar la lista de inscripciones y él me dijo que tenía una sobrina que él consideraba que debía estar en la lista, nos conocimos con Caterine y desde el primer momento tuvimos una química excelente, así como con los empresarios y comerciantes que han acompañado al doctor Juan García (exalcalde encargado durante el gobierno de Guillermo Hoenigsberg), y que están casados con nuestra lista. Los invito a que apoyen nuestro nombre porque los amigos de Caterine, Juan, Michel y el alcalde, son mis amigos". Acosta terminó agradeciendo el espacio e invitó a los comerciantes a que salgan a votar antes de las 12 del día.

Luego intervino el primer suplente, Michel García, quien dijo que los miembros de la junta utilizan la información que produce la CCB para "montar sus negocios, estamos cansados que la ciudad se la repartan entre un grupo de ocho personas". Terminó diciendo que "lo importante de este proceso es que hay un compromiso político de la Alcaldía". Caterine Gómez, la candidata avalada por el alcalde Castellanos, se presentó como una ingeniera industrial especialista en gerencia de empresas comerciales e invitó a los asistentes a que salieran a votar el día jueves. También les recordó que van a tener a su disposición transporte para ir a los sitios de votación y que se les ofrecerá un refrigerio, como en las campañas electorales de los candidatos a las corporaciones públicas.

La reunión terminó con la intervención del alcalde Castellanos, quien pidió a sus amigos presentes en la reunión, así como a todos los asistentes, que votaran por esta lista.
 
"Hoy me toca ser el alcalde, pero también tengo la calidad de comerciante. He tomado una decisión como afiliado porque estoy convencido de los procesos, cuente con nosotros Luis Fernando; les auguro éxitos, ustedes son hombres bien comprometidos. En lo que a mi corresponde voy a hacer el esfuerzo necesario para poner el centavo que haga falta y muchos de los que están aquí, representan a los que no pudieron venir", dijo.

Consultado por SEMANA, el alcalde Castellanos confirmó su asistencia al almuerzo, pero dice haberlo hecho no como alcalde sino como comerciante, que había sido invitado por su sobrina Caterine Gomez, quien tiene una tradición comercial de más de 10 años. Al preguntarle si tenía conocimiento de las irregularidades que han rodeado la elección de la junta de la Cámara de Comercio o si se podía desprender de su calidad de alcalde, dijo que no estaba haciendo una actividad politiquera, y que él y su familia son comerciantes y empresarios desde hace 20 años, pagan impuestos y sólo les interesa el bienestar del municipio. Sin embargo, en su intervención dijo "hoy me ha tocado ser alcalde, pero también tengo la condición de comerciante".

En dialogo con SEMANA, Luis Fernando Acosta, miembro de la junta de la CCB y cabeza de lista de la plancha cinco, confirmó que asistió a una reunión convocada por Caterine Gómez. Un supuesto encuentro de comerciantes invitados para que conocieran a los candidatos que encabezaban la plancha cinco, es decir Acosta y Michel Garcia, pero que no fue un acto político, porque estaban comerciantes y familiares del alcalde.

El pasado miércoles 6 de junio, un día antes de las elecciones para elegir a los miembros de las juntas de las cámaras de comercio en el país, la Superintendencia de Industria y Comercio suspendió el proceso en Bogotá, Barranquilla y Villavicencio, e impartió instrucciones a los representantes legales de las cámaras de esas ciudades con el fin de que verifiquen la calidad de comerciante de los matriculados.

El pasado viernes el abogado Ricardo Varela, miembro y aspirante a la junta, opositor de Castro, envió una carta a este pidiéndole que convocara a las elecciones en las próximas 48 horas, porque el decreto que las suspendía es ilegal, pues no cumplió con el requisito de comuníquese. Así mismo, Luis Fernando Acosta y Manuel María Márquez, enviaron cartas a Castro pidiéndole que renuncie porque no garantiza unas elecciones transparentes.

Lo que ha ocurrido en Barranquilla, de acuerdo con lo denunciado ante la SIC y en los medios locales de la ciudad, dejaría en evidencia que estas elecciones están fuera de control y podrán constituirse en el tinglado perfecto para medir fuerzas entre distintas vertientes políticas en la disputa por la Alcaldía de Barranquilla en el 2015, cuando estarían por vencerse los términos de varias concesiones.
 
Las elecciones fueron fijadas para el próximo 5 de julio, pero por la ciudad ha circulado el rumor de que seis de las listas se retirarían porque reclaman no tener las garantías para participar en el proceso, y la SIC demoró mucho en tomar decisiones que hubieran podido evitar el cuestionado escenario a una institución centenaria símbolo del progreso y empuje de los empresarios, la misma que hoy está al borde de caer en el fangoso terreno de la politiquería.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.