Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/25/2012 12:00:00 AM

Bebé de once meses habría muerto tras sufrir una meningitis bacteriana

Así lo aseguraron fuentes del Instituto Nacional de Medicina Legal. Mientras la madre de la menor asegura que hubo negligencia médica, el centro médico insiste en que la menor de edad recibió una atención oportuna y especializada. Supersalud investiga el caso.

En la noche de este miércoles, fuentes del Instituto Nacional de Medicina Legal manifestaron que la muerte de la niña Ana María Forero, de once meses de edad, se presentó tras padecer una meningitis bacteriana.

La niña falleció en la noche de este martes en la clínica Cafam de Bogotá.

La madre de la menor de edad, Lizeth Villamil, aseguró que hubo negligencia médica por parte de la EPS Famisanar Cafam Colsubsidio.

Desde el primer momento, Villamil relató que la menor de edad fue llevada a urgencias por sufrir una gripa.

“Ayer (lunes) la llevamos a las 11:00 a. m. al médico por urgencias (...) Mientras la niña estaba convulsionando, tuvo tres paros cardiacos y un paro respiratorio”, dijo la madre al asegurar que por más de 36 horas solicitó la ayuda médica.
 
Villamil relata que debido a la falta de un especialista en pediatría, la niña fue remitida a urgencias en otro centro médico, donde, según cuenta, le entregaron una ficha de espera y le realizaron exámenes que impidieron un acción más oportuna para salvarle la vida.

Tras conocer el deceso de su hija, la mujer optó por denunciar el caso ante las autoridades correspondientes. “Me voy por las vías legales”, afirmó en diálogo con los medios.

Ante la acusación, la clínica negó la negligencia médica y aseguró que la menor se atendía desde el mes de octubre, cuando fue diagnosticada con rinofaringitis viral, y según las directivas, se recibió el tratamiento correspondiente.
 
La clínica precisó que se cumplieron todos los protocolos exigidos por la ley y la menor de edad recibió el tratamiento médico sin ninguna restricción.
 
"La menor fue atendida desde el 8 de octubre. Fue atendida por médicos generales y especialistas de pediatría por el tiempo pertinente", señaló la EPS al aclarar que investigará el caso.

Por su parte, Gabriel Quiñónez, subdirector de salud de la Caja de Compensación Cafam, reiteró que la paciente estuvo atendida por médicos y especialistas de la entidad.
 
Quiñónez aseguró en diálogo con ElTiempo.com que Ana María llegó con un cuadro de fiebre, vómito y diarrea. Precisó que a partir de ese momento y hasta las 4:00 p. m. del martes, dos médicos generales y dos pediatras asumieron la atención y el monitoreo de los signos vitales.
 
El subdirector de salud relata que tras presentarse un déficit en los signos vitales, la menor de edad fue remitida a la clínica Cafam, donde fue atendida por un equipo interdisciplinario de alto nivel. A pesar del esfuerzo médico, Quiñónez asegura que a las 5:50 p. m. la bebé sufrió un episodio convulsivo que deterioró sus condiciones de salud, luego presentó cuatro paros respiratorios, y finalmente murió a las 9:05 p. m., tras padecer un paro cardiorrespiratorio.

"Quiero dejar claro que Ana María nunca fue desatendida en nuestras instalaciones, y de eso dan debida fe los soportes y registros, que quedan a disposición de las autoridades competentes", señaló Quiñónez, quien se mostró abierto a la posibilidad de que el cuerpo de la niña sea sometido a una autopsia médico legal, "con el ánimo de que un tercero autorizado determine las causas definitivas del deceso, que no dejamos de lamentar", concluyó en entrevista con ese medio.

Mientras tanto, la Superintendencia de Salud informó sobre el comienzo de un proceso de indagación a la EPS.
 
"Las averiguaciones iniciales indican presuntas fallas en el proceso de remisión, en la oportunidad de la atención por el servicio de urgencias y en la calidad de atención", indicó la entidad en un comunicado. Luego, el superintendente Gustavo Morales aclaró que si hubo dichas fallas en la atención, "la sanción podría llegar a la revocatoria de la licencia de funcionamiento". A la investigación para esclarecer las causas del deceso de Ana María se sumaron efectivos de la Sijín de la Policía Nacional.
 
Se espera que este jueves se conozca el informe ordenado por Supersalud.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.