Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 2016/05/24 22:23

Hay 53.000 predios ilegales en Bogotá

La Superintendencia de Notariado y Registro y la Caja de Vivienda de Bogotá buscarán sanear más de 10.000 viviendas en los próximos cuatro años.

En promedio, son unos 5.000 predios que han sido legalizados por cada administración de la ciudad. Foto: Cortesía

De los más de 2,4 millones de predios que existen en Bogotá, unos 53.000 se encuentran en calidad de ilegales. Se trata de terrenos –algunos están en zonas de alta vulnerabilidad– en los que las familias se han asentado informalmente y a los que llegaron forzosamente ya sea desplazados por la violencia o por ser compradores de buena fe estafados por bandas de ‘tierreros’.

Por no tener registro, dichos terrenos no pueden ser objeto de prestación de servicios públicos ni de inversión alguna por parte del Estado. Sus propietarios, al carecer de títulos, tienen mucho más difícil –si no imposible dados sus bajos recursos– ser sujetos de crédito, así hayan residido en el mismo lugar por generaciones.

En promedio, son unos 5.000 predios que han sido legalizados por cada administración de la ciudad. La de Enrique Peñalosa busca doblar esa cifra en los próximos cuatro años y por ello la Caja de Vivienda Popular (CVP) suscribió un convenio con la Superintendencia de Notariado y Registro para adelantar el ambicioso reto.

Aun así, la tarea no es sencilla. Según el director de la CVP, Germán Bahamón, han ubicado 53.000 predios ilegales, pero se estima que la cifra podría alcanzar 83.000.

“Sólo por darle un referente, en Ciudad Bolívar viven un millón de personas y allí el 30 % de los barrios son ilegales, es decir, unos 22.000 predios”, señaló el funcionario a Semana.com. Si bien dicha proporción no se repite en otras localidades capitalinas, las que quedan en la periferia tienen sentidas necesidades.

“Por ello también llegaremos con esta actividad de desmarginalización a barrios de las localidades San Cristóbal, Usme, Usaquén, Bosa y Suba. En el caso de Ciudad Bolívar tendremos un plan piloto y una oficina de atención al público”, agregó Bahamón.

Procedimiento

El superintendente de Notariado y Registro, Jorge Enrique Vélez, explicó a Semana.com que se revisarán los predios del Distrito y los privados. “Con los primeros vamos a proceder mediante resolución hecha por la administración distrital, para luego registrar la propiedad”, dijo.

En el caso de los segundos, las personas deben llegar a un acuerdo de pago para cancelar los impuestos que puedan estar atrasados y, así, el Distrito realiza la adjudicación.

Vélez destacó la realización de este tipo de actividades en ciudades como Valledupar, Medellín y Cali. “Tan solo en la capital de Antioquia legalizamos 25.000 predios de la mano de la administración municipal”, especificó el superintendente.

Pero no todos los predios pueden ser legalizados. El titular de Notariado y Registro resaltó que no se podrá adelantar este proceso en terrenos que claramente sean una invasión, que serán sujetos de denuncia penal, así como aquellos que se encuentren en zonas de alto riesgo para los habitantes.

Lo cierto es que el lío de los predios ilegales es una enorme problemática social y económica para las ciudades, que han entendido que bajo ciertas condiciones es mejor abrirles la puerta de la legalidad. Sin embargo, y pese al gran esfuerzo que se plantean desde la institucionalidad, puede tardar más de década alcanzar una solución.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.