Lunes, 5 de diciembre de 2016

| 2016/03/16 15:01

Se enredó la extradición de 'Marquitos' Figueroa

El Tribunal Superior de Brasil autorizó el envío a Colombia de este narcotraficante pero dijo que su condena no puede ser mayor a 30 años.

Se enredó la extradición de 'Marquitos' Figueroa Foto: Archivo SEMANA

Luego de un año de gestiones diplomáticas y judiciales por parte del gobierno colombiano y la Fiscalía para lograr que las autoridades de Brasil extraditen al narcotraficante Marco de Jesús Figueroa García, conocido también como ‘Marquitos’, el proceso se enredó y su regreso es incierto. El sujeto fue capturado el 22 de octubre del 2014 en ese país.

Según fuentes del ente investigador, el pasado mes de febrero fue notificada oficialmente la extradición, pero el documento no llegó solo, pues el gobierno de Brasil condicionó que ‘Marquitos‘ no puede ser condenado a una pena mayor de 30 años, que es la duración correspondiente a la pena más alta en ese país.

Tal solicitud ha complicado el proceso debido a que la pena mayor que le espera en Colombia al narcotraficante sería de 40 años de prisión por el delito de homicidio agravado.

"En febrero llegó el oficio a la Fiscalía por intermediación de Cancillería. El documento está escrito en portugués y tiene la anotación de que no puede ser condenado a una pena mayor a 30 años. Ya se iniciaron los procesos diplomáticos para resolver cuanto antes esta diferencia y traer a Colombia a Marcos de Jesús Figueroa", señaló a Semana.com una fuente del ente investigador.

Aun así, el proceso en su contra, así como mucha de la información que él tiene sobre crímenes y movimientos de narcotraficantes y bandas criminales en La Guajira, queda a la espera.

Ahora la Fiscalía tiene 60 días a partir de la notificación para certificar que no lo va a pro.cesar por hechos distintos a los que lo pidió en extradición. Es decir, se corre el riesgo de que un sinnúmero de delitos, presuntamente cometidos por él, se podrían ver en riesgo. No obstante, la Fiscalía, según la ley, no podrá certificar ni condicionar una pena porque esta corresponde a la órbita de los jueces. 

El historial criminal

‘Marquitos‘, alias que le pusieron en el mundo del crimen por su baja estatura, es investigado por un centenar de homicidios y por narcotráfico.

En el momento de su captura, la Policía Federal brasileña -que contó con la colaboración de la Policía Nacional de Colombia- informó que su paradero fue descubierto gracias a escuchas telefónicas hechas a ocho mujeres que viven en la frontera entre Colombia y Venezuela y con las que Figueroa tendría un total de 14 hijos.

Mediante esas llamadas interceptadas, las autoridades llegaron hasta su escondite, en una ostentosa residencia de Boa Vista donde vivía desde hace tres meses y fue capturado junto con su sobrino Milton Figueroa y otros dos familiares, informó la Policía Federal.

La banda dirigida por ‘Marquitos’ Figueroa operaba en La Guajira y Cesar, en las zonas fronterizas con Venezuela. Según las autoridades colombianas, Figueroa está vinculado con las muertes de los esposos Henry Ustariz Guerra (2008) y Yandra Brito -ella exalcaldesa de Barrancas (La Guajira)-, crimen ocurrido en el 2012, año en que también fue asesinado el exdiputado Efraín Ovalle Oñate.

‘Marquitos‘ guarda muchos secretos. Sus nexos con militares, políticos y comerciantes de La Guajira, donde fue amo y señor, será el insumo de las autoridades para ahondar en decenas de procesos judiciales donde su declaración es fundamental.

Las investigaciones indican que él sirvió a la causa del exgobernador de ese departamento Juan Francisco ‘Kiko’ Gómez, procesado por homicidio. El exmandatario seccional se encuentra recluido en la cárcel La Picota, aunque en los últimos días se encuentra recluido en una institución hospitalaria en Soacha (Cundinamarca).

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.