Sábado, 3 de diciembre de 2016

| 2016/05/24 15:11

El primer lío del presidente brasilero

En una grabación el exministro de Planificación sugería que si Michel Temer asume el poder se podría "frenar" la investigación de corrupción en la petrolera Petrobras.

El primer lío del presidente brasilero Foto: EFE / Fernando Bizerra

Centenares de brasileños protestaron este martes contra el presidente interino, Michel Temer, tras el primer escándalo que sacudió su Gobierno, once días después de que Dilma Rousseff fuera apartada de la jefatura del Estado.

En Sao Paulo se produjo la manifestación más numerosa, con centenares de personas, en la céntrica Avenida Paulista, donde los asistentes corearon "fuera Temer".

Otro grupo de varias decenas de personas protestó haciendo una serenata frente a la residencia particular de Temer en Sao Paulo, a pesar de que el jefe de Estado en ejercicio se encuentra en Brasilia.

La suegra de Temer, Norma Tadeschi, salió al balcón de la residencia y pidió a los manifestantes que interrumpieran el acto para no molestar al hijo menor de Temer, Michel, de 7 años, alegando que el menor está enfermo, pero el grupo ignoró esa petición y continuó entonando sus canciones de protesta, según informaron medios locales.

En Río de Janeiro se escucharon cacerolazos en varios barrios mientras un informativo de televisión de gran audiencia relataba el caso que llevó hoy al ministro de Planificación, Romero Jucá, a apartarse del cargo.

El escándalo surgió por la divulgación de una grabación de una conversación de Jucá, grabada el pasado marzo, en la que el ministro sugería que si Temer asumía el poder en lugar de Rousseff se podría "frenar" la investigación de corrupción en la petrolera Petrobras.

En la grabación, Jucá afirma que "tiene que cambiar el Gobierno para estancar esa sangría", en relación a las investigaciones del caso Petrobras, que salpican a medio centenar de políticos de diversos partidos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.