Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/7/2017 12:24:00 PM

La simpática búsqueda por conquistar las redes

Humberto de la Calle y Alejandro Ordóñez aprenden a tomarse selfis para no perder terreno frente a candidatos más jóvenes. Así les ha ido a todos.

Todo el mundo asume que en 2018 la campaña será de redes. Incluso los candidatos menos cercanos a ese mundo así lo creen. Y, aunque falta un año para las votaciones, hay al menos dos de los participantes de la contienda que ya se están preparando para que las nuevas tecnologías no los dejen atrás.

El martes cuando Alejandro Ordóñez lanzó su candidatura presidencial la imagen que circuló por las redes sociales no fue la típica foto eufórica de lanzamiento de campaña. Se trataba de una imagen mucho más cotidiana en la que el exprocurador aparecía rodeado de un grupo de jóvenes riéndose mientras una de ellas tomaba una selfi.

Ordóñez no es nuevo en las redes. De hecho, su Twitter era bastante movido cuando se desempeñaba como procurador. En Facebook tiene 71.766 seguidores y en Twitter 64.200. Desde que creó esta última cuenta en noviembre de 2014 ha puesto 1.429 tuits. Muchos de ellos han dado titulares de prensa.

Humberto de la Calle es un poco más primíparo en la materia. Aunque se sabe desde hace meses que está en campaña, solo hasta hace unas semanas, el ex jefe negociador anunció su interés en lanzarse a la contienda. Desde ahí, De la Calle ha hecho el intento de llegar a Facebook y Twitter.

Aunque reconoce que sigue “aprendiendo el lenguaje de las redes sociales”, no ha escatimado esfuerzos. En casi todas sus publicaciones, De la Calle busca mostrar que puede ser un candidato de los jóvenes. “A partir de ahora me verán más frecuentemente en las redes. Quiero enviar mensajes, pero sobre todo oírlos”, dijo en un reciente video.  

Aunque había abierto su cuenta de Facebook el 31 de diciembre de 2016, no había hecho publicaciones frecuentes sino hasta cuando lanzó su coalición por ahí, el pasado 1 de junio. Por ahora, apenas tiene 6.002 seguidores. En Twitter maneja cifras similares. Se unió en enero y alcanza a la fecha 6.115 personas que quieren ver sus publicaciones. Ahora, hay que aclarar que apenas lleva 13 tuits.   

Tanto Ordóñez como De la Calle todavía tienen un largo trecho por recorrer. Los candidatos más populares en las redes les llevan mucha ventaja. Algunos tienen casi los mismos seguidores que algunas estrellas de la música o los deportes.

Gustavo Petro puede ser el líder en esa competencia. Tiene 2.348.994 seguidores en Twitter y es bastante activo. Ha puesto en esa red 96.625 tuits. El exalcalde de Bogotá tiene una comunidad enorme que lo sigue y por eso sus trinos o campañas tienen la capacidad de convertirse en tendencia y permanecer varios días con facilidad. En Facebook tiene 861.074 me gusta.

A Claudia López la siguen 644.000 personas en Twitter y 553.433 en Facebook. La senadora asegura que no cree que en el 2018 la campaña sea de redes, pero sí que estos serán otro medio de comunicación relevante. Aclara, eso sí que “influyen para bien y mal. Mal porque las redes son el medio a través del cual más se publican y masifican mentiras, calumnias y Fakenews que ensucian la campaña. Bien porque desde las redes se tiene un contacto directo con los ciudadanos, se pone agenda y hace pedagogía y se compensa el sesgo político de los medios tradicionales masivos a favor de sus propios candidatos”. Ha puesto más de 39.000 tuits. En los verdes, Navarro tiene 309.182 seguidores en Twitter. 

Germán Vargas Lleras 681.911 seguidores en Twitter y 274.719. Como no ha lanzado formalmente su campaña, por ahora sus publicaciones son sobre todo institucionales de su trabajo como vicepresidente y sus recorridos por todo el país entregando obras. En Facebook lo último que publicó fue una foto de él con el Tino Asprilla y René Higuita, de su época como ministro del Interior, cuando tramitó la Ley del fútbol.

Sergio Fajardo también es muy activo en redes sociales. Tiene una página personal de Facebook que ya llegó al límite de amigos (5.000) y seguidores 775.237 en Twitter. Ha puesto 15.168 tuits. Suele compartir muchas noticias y hace frecuentemente videos para explicar sus posiciones. El último video que publicó era una reflexión sobre la “impresionante cantidad de insultos y agresiones que aparecen en las redes sociales”, por cuenta de la foto que publicaron sobre la comida en la casa de Claudia López. “Nosotros no vamos a caer en tentaciones de responder a las agresiones de ese mundo que se ha construido de manera concienzuda de la rabia y la indignación”, dijo.

Jorge Enrique Robledo tiene un perfil privado de Facebook en el que solo comparte información con sus amigos. Y es uno de los grandes tuiteros del país con 673.938 seguidores. Desde esa tribuna ha movido varios de los debates políticos más duros del país. Los candidatos del Partido de la U manejan cifras más discretas: el exembajador Juan Carlos Pinzón tiene 8.040 seguidores y Roy Barreras 35.590.

Clara López tiene 258.340 seguidores en Twitter y 228.477 en Facebook. Hasta hace poco en ambas compartía la información sobre su labor en el Ministerio de Trabajo. Marta Lucía Ramírez tiene cifras similares: 224. 494 seguidores en Twitter. En Facebook un perfil que aparece con su nombre tiene 184 seguidores. Fue la cuenta que utilizó en 2014, pero no se ha vuelto a mover desde esa campaña.

A los uribistas no les va igual de bien que a su jefe. El expresidente es evidentemente el rey de Twitter. En trinos de 140 caracteres ha logrado hacer una dura oposición en los últimos ocho años. Tiene casi 5 millones de seguidores en Twitter y 1.085.486 en Facebook. A sus precandidatos en Twitter les va así: Carlos Holmes (64.972), Iván Duque (48.823), María del Rosario Guerra (27.097) y Luis Alfredo Ramos (14.280) y Rafael Nieto (7.480). Quien quede elegido no tendrá nada de qué preocuparse pues se da por descontado que contará con la enorme audiencia del líder del Centro Democrático.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.