Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/11/2016 9:12:00 PM

A los concejales de Cartagena les prohibieron rezar antes de sesionar

Un juez les ordenó a los cabildantes que no vuelvan a iniciar las reuniones con una oración incluida en el orden del día. Semana.com habló con varios concejales.

La sesión de este jueves en el Concejo de Cartagena estuvo marcada por la decisión de un juez que prohibió uno de los puntos usuales del orden del día.

Generalmente los concejales, antes de comenzar a sesionar, se unían en una oración dirigida por uno de los cabildantes para proseguir con los debates y decisiones. Este jueves, simplemente se levantaron y oraron en silencio acatando la orden judicial.

La historia comenzó a raíz de la demanda interpuesta por el ciudadano Miguel Ángel Garcés contra el Acuerdo 07 de 2014, que había establecido como primer punto en cada sesión un momento para decir una oración. El argumento principal de su demanda es que “el Concejo se habría extralimitado en sus funciones y no respetó la libertad de cultos”. La tesis fue acogida por el juez decimoprimero administrativo oral, Alejandro Bonilla Aldana.

En el cabildo recuerdan que el Concejo anterior promulgó ese acuerdo. Según lo que señalaron algunos concejales consultados por este portal, una cabildante evangélica dirigía las plegarias. Para el juez, “esta costumbre de la oración no se puede tener como elemento cultural generalizado de forma que puedan las autoridades locales de carácter civil imponer su ejercicio de manera obligatoria”.

El episodio generó controversia en la ciudad. Los concejales se mostraron sorprendidos por la medida. En entrevista con Semana.com, el presidente del Concejo, Javier Curi, expresó que respetarán la decisión tomada por el juez y esperarán la notificación oficial del fallo. Curi señaló que entiende la complejidad de la decisión y las razones que tienen sus colegas en protestar.

Por su parte, el concejal Jorge Alfonso Useche, del Partido Conservador, expresó su inconformidad con la medida judicial. “En el Concejo siempre arrancamos con una oración y no tiene nada de malo. Es una tradición que, de hecho, es un símbolo de fraternidad entre los cabildantes”. Useche informó que tienen pensado apelar la sentencia.

El concejal Erick Piña, del Partido Liberal, se mostró sorprendido por la decisión y expresó que hay temas más importantes que demandan la celeridad de los jueces de Cartagena. Dijo que, en contraste, en este episodio quedó demostrado que los administradores de justicia sí actuaron con prontitud. El concejal aseguró que participará activamente en los trámites de la apelación para que el Concejo vuelva a tener su oración inicial.

Al finalizar la sesión de este jueves, la concejala Duviana Torres, de La U, fue abordada por medios locales y nacionales y pidió que “los colombianos se unieran en oración para que conmoviera el corazón del juez y reversara la decisión”.

Para la cabildante Angélica María Hodeg, del Partido Verde, la costumbre de iniciar las jornadas con una oración “no irrespeta la libertad de cultos y promueve un mensaje de paz y convivencia para los ciudadanos”. Vale destacar que en el Acuerdo hay un parágrafo para “brindar abrazos fraternales entre cabildantes”.

Los concejales quedaron a la espera de la notificación oficial para iniciar las acciones de apelación. La controversia tendrá nuevos capítulos.

Parece un tema menor, pero no lo es si se tiene en cuenta que están de por medio la libertad de cultos y la libre elección. De todas maneras, los tribunales tienen la palabra.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.