Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/31/2013 12:00:00 AM

Caso Colmenares se quedó sin juez

Hermán Suárez entrega su cargo por determinación del Consejo Superior de la Judicatura.

Justo en el momento que uno de los procesos por la muerte del estudiante Luis Andrés Colmenares entraban en la recta final y se daría inicio al esperado juicio de Laura Moreno y Jessy Quintero, una determinación del Consejo Superior de la Judicatura de suprimir los juzgados adjuntos del país, deja el caso sin juez.

Hermán Ricardo Suárez, este miércoles le dijo adiós al proceso al que había llegado desde febrero del 2012, cuando fue nombrado como juez 11 adjunto de conocimiento, con el fin de que ayudara a evacuar el trámite, en el que se vincula a las dos jóvenes con la muerte de Colmenares. Pues el juzgado titular estaba demasiado congestionado con procesos como el del exalcalde Samuel Moreno.

El funcionario le contó a Semana.com el estado en que deja el polémico caso y cuál puede ser su futuro. Suárez, quien regresará a su antiguo cargo de oficial mayor de la secretaría de la sala penal de la Corte Suprema de Justicia, dijo que el expediente del llamado caso Colmenares pasará a manos de un juez de descongestión que deberá ser designado por el Tribunal Superior de Bogotá, aunque no descarta que él pueda ser llamado a asumir esa misión.

El juez acepta que de alguna manera el proceso de ve afectado, pero dice no saber cuánto durará el trámite para el nombramiento de su reemplazo. Dijo que su homólogo deberá afrontar los 300 procesos que tiene a su cargo y en el caso particular de Moreno y Quintero, tendrá que escuchar todas las grabaciones que por más de años y medio se han efectuado en diferentes audiencias para ponerse al tanto de cuál es su estado actual.

“Yo comencé en febrero del 2012, llevó año y medio. En lo posible se han realizado las audiencias programadas, teniendo en cuenta el paro judicial, las intervenciones de los sujetos procesales. En este momento nos preparábamos para terminar la audiencia preparatoria, que estaba para el 14 de agosto. Queda pendiente para el nuevo juez el decreto de pruebas para saber cuáles van al juicio y por último deberá tomar la decisión del fallo”, aseguró.

Suárez es recordado por ser un juez estricto, pero muy abierto a escuchar a todas las partes de los procesos que adelantó. En su momento provocó amores y desamores cuando multó con un salario mínimo a Luis Alonso Colmenares, padre de Luis Andrés. Lo hizo por no acatar las disposiciones de su estrado de no entregar declaraciones a la prensa que pusieran en duda el buen nombre de los intervinientes en el caso. También hubo llamado de atención para Oneida Escobar, madre de la víctima y los abogados.   

El juez quien es egresado de la Universidad Católica y se ha desempeñado en diferentes cargos durante los 17 años que lleva en la Rama Judicial, también se ha caracterizado por ser respetuoso del ejercicio periodístico, pese a lo polémica que ha sido la investigación por la muerte de Colmenares, nunca optó por restringir el ingreso a sus audiencias, pues asegura ser un convencido de que cada persona tiene el derecho de realizar su trabajo.

Otro de los aspectos que marcan la diferencia es cómo desde su despacho han querido utilizar las redes sociales para hacer más fáciles los trámites, pues por la cuenta del ‘Juzgado en línea’ creada en Twitter y Facebook, su asistente constantemente informa de las horas de fechas y audiencias. La herramienta según el juez, ayudó a que la gente no tuviera que venir hasta su pequeño despacho ubicado en una oscura habitación de escasos metros, que le fue asignada durante este tiempo y en la que no cabe más que su escritorio y su silla.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.