Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/17/2012 12:00:00 AM

Caso Lara Bonilla: "Hay fuerzas que no quieren que se sepa la verdad"

El vicefiscal general de la Nación, Jorge Fernando Perdomo, pidió este martes que el magnicidio de Rodrigo Lara Bonilla sea declarado crimen de lesa humanidad. El hijo del desaparecido ministro de Justicia Rodrigo Lara Restrepo habló con Semana.com.

Semana.com: ¿Qué piensa de la decisión de la Fiscalía?
 
Rodrigo Lara Restrepo:
Llevábamos mucho tiempo esperando esta decisión, nos complace y nos llena de satisfacción que la Fiscalía General de la Nación solicite que se declare delito de lesa humanidad el crimen de mi padre. Yo encontré el expediente después de mucho tiempo en un juzgado de Bogotá en el 2007. Desde ese año, cuando fue trasladado a la Fiscalía, estábamos solicitando que esto ocurriera. Vimos que los asesinatos de Luis Carlos Galán, de Guillermo Cano y el atentado contra el avión de Avianca fueron declarados delitos de lesa humanidad y faltaba este. Finalmente, gracias a Dios, se dieron las circunstancias.
 
Semana.com: ¿Esta decisión podría significar que arranca de nuevo la investigación del caso?

R.L.R.:
Yo creo que aquí hay mucha tela de donde cortar. Primero porque la investigación fue truncada por las balas. Cuando el juez Tulio Manuel Castro Gil llamó a indagatoria a la cúpula del cartel de Medellín -porque no solo se trataba de Pablo Escobar-, fue asesinado. Cuando el coronel Jaime Ramírez, que fue una persona muy cercana a mi padre quien adelantó la operación antidrogas de Tranquilandia, iba ampliar la declaración en el caso de mi papá, también fue asesinado.
 
Creo que hubo en los años 80 un esfuerzo muy grande para que nunca hubiera verdad y justicia en este caso. Yo creo que hay unas fuerzas grandes y poderosas que no han querido que se conozca la verdad sobre el crimen de mi padre.
 
Semana.com:  Además de Pablo Escobar ¿hubo más personas detrás del magnicidio?

R.L.R.: Sí, naturalmente. Pablo Escobar era la cabeza de una organización, pero detrás había vínculos y ramificaciones con diferentes sectores. Creo que hay mucho por investigar en este caso. Debo resaltar que frente al cartel de Cali se abrió el proceso 8.000, frente al paramilitarismo hubo la parapolítica, pero frente al cartel de Medellín finalmente no se dio ninguna acción judicial para castigar los usos políticos de ese cartel. Justamente la persona encargada de llevar a cabo esto era mi padre y por esas razones fue asesinado.

Semana.com: ¿Por qué desde el 2007 no se sabía del caso?

R.L.R.: Lo que pasa es que antes del 2007 yo no sabía en donde estaba el expediente y no lo encontrábamos por ningún lado. Finalmente lo ubiqué en ese año en un juzgado de Bogotá. Yo recuerdo que amigos de la rama judicial me ayudaron a buscarlo, pero nadie daba razón. Por fin lo ubicamos y fue llevado al bunker de la Fiscalía.

Semana.com: ¿Qué pasaría si el juez no declara el crimen como de lesa humanidad?

R.L.R.:
Sería una decisión lamentable, pero acudiríamos a los recursos que nos ofrece la ley para seguir luchando por la verdad y la justicia.
 
Semana.com: ¿Cómo maneja actualmente su seguridad?

R.L.R.: Yo vivo tranquilo y no estoy pendiente de mi seguridad. Vivo lo más relajado posible.
 
Semana.com:¿Cómo revivió el momento del crimen de su padre en la telenovela sobre la vida de Pablo Escobar?

R.L.R.: No la veo, pero me han contado que esas escenas fueron muy fieles a la realidad y que fueron bien ilustradas, sin caer en el amarillismo de la violencia.

Semana.com: ¿Cómo recuerda a su padre?

R.L.R.: Con mucho cariño y mucho amor, es el recuerdo que siempre tendremos de él.


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.