Miércoles, 22 de febrero de 2017

| 2015/09/27 21:23

Castigo en el pabellón de la 'parapolitica' en La Picota

Semana.com conoció que el pasado sábado, el Inpec desconectó el acceso a Internet. Había denuncias de que algunos presos estaban haciendo política.

Castigo en el pabellón de la 'parapolitica' en La Picota Foto: Archivo SEMANA

En los últimos días, a las fiestas con buena carne y whisky en el pabellón ‘Ere Sur’, más conocido como de la 'parapolitica', se sumó  un nuevo elemento.

Desde ahí, a control remoto y utilizando la tecnología, como ha sucedido en las últimas  campañas, algunos políticos han instruido a sus cuadros políticos en las regiones para asegurar cupos de elección popular.

Se supo, por ejemplo, que el exalcalde Ramiro Suárez Corzo, vía Skype, tenía desde ese pabellón un centro de operaciones políticas. Las informaciones indican que el exmandatario, condenado a 27 años de cárcel, tenía citas permanentes a través de ese sistema de comunicación con sus alfiles en Norte de Santander.

La senadora Claudia López puso en alerta este tema y le pidió  al ministro de Justicia, Yesid Reyes, revisarlo. “Le agradezco a @minjusticia revisar y garantizar q ningún preso pueda seguir interfiriendo en esta campaña! Mínimas garantías que exigimos!", escribió en su cuenta de Twitter la senadora.

Pues su reclamo fue escuchado. Un grupo de funcionarios del Inpec estuvo este sábado en ese pabellón y desconectó todo el sistema de internet que allí había.

Los llamados routers, que permiten distribuir la señal, fueron deshabilitados y los cables retirados. "Estamos cumpliendo una orden. Nada que hacer", dijo un funcionario del Inpec a Semana.com.

Fue un operativo sorpresa. Muchos en ese pabellón, que se creen con el suficiente poder para evitar ese tipo de acciones, esta vez no pudieron  reaccionar.

Los allí detenidos pusieron el grito en el cielo. Dijeron que se quejarán ante las autoridades, incluida la Procuraduría, porque les estaban violando sus derechos.

Algunos recordaron que existe una resolución según la cual los tienen derecho a comunicación con el exterior y utilizar computadores y celulares. Uno de los quejosos fue el excongresita Alberto Santofimio.

El exsenador, condenado por la muerte de Luis Carlos Galán, dijo que necesitaba la comunicación con el exterior pues en la actualidad tenía su proceso en la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Pero sus ruegos fueron por ahora en vano pues el pabellón quedó con un solo punto de internet para todos que deben compartir. "Por ahora no hay posibilidades de que cada uno en su cuarto goce del sistema. La orden vino de arriba y se debe cumplir", dijo otro alto funcionario.

Y es que ese pabellón no es el único que por estos días ha dado de qué hablar. Hace varias semanas el turno fue para el pabellón donde se encuentran personajes como Emilio Tapia, a quien se le descubrió reconstruyendo su celda.

Para rematar, hace pocos días funcionarios del penal descubrieron un cargamento de whisky Old Parr que iba para el pabellón donde se encuentra el controvertido exgobernador 'Kiko' Gómez.

Si bien las directivas del penal hacen lo que pueden para evitar todos estos escándalos, la gran pregunta es: ¿Hasta dónde llega la responsabilidad de la guardia y cuándo se podrá  frenar tanta corrupción en los penales del país?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.