Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/10/2012 12:00:00 AM

Cerca de 10.000 indígenas marcharon por la calles de Popayán

A pesar de los actos violentos de las Farc, comunidades indígenas del Cauca continúan con su masiva movilización, tal y como estaba convocada para defender su autonomía. Simultáneamente Gobierno e indígenas reanudaron las conversaciones.

La guerrilla de las Farc buscó torpedear la multitudinaria marcha indígena que reúne este viernes en Popayán, capital del Cauca, a delegaciones de varias comunidades que fueron convocadas por el Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC) en un encuentro que terminará el martes próximo en un resguardo de los nasas.
 
Desde horas muy tempranas llegaron noticias de los municipios de Caldono y Piendamó donde las Farc estaban realizando hostigamientos en cercanías de los resguardos indígenas de Las Mercedes y La laguna Siberia. El acto más violento fue el que sufrió el puente del Río Piendamó, ubicado sobre la vía Panamericana, afectado por una bomba explosiva, al igual que la vía Panamericana entre el Pital y el Río Ovejas, donde se escucharon ráfagas de metralla.
 
“Estos actos son una muestra más del oportunismo de los actores de la guerra que buscan crear confusión ante la opinión pública, como parte de su táctica permanente de hacer creer que las acciones de movilización de la sociedad civil son parte del conflicto armado”, aseguró en un comunicado la Consejería Mayor de la CRIC, subrayando que “las muestras de violencia en estos momentos, debían verse como una provocación y un distractor que debe ser rechazado por los sectores sociales organizados”.
 
A pesar de estos actos intimidatorios, los indígenas continuaron con su marcha por Popayán, en un encuentro nacional que busca recomponer la memoria histórica. “Es una muestra de unidad, compañerismo y solidaridad con los sectores populares víctimas del modelo económico, el desplazamiento y la violencia armada que ha vivido el país por varias décadas. Es la hora del protagonismo social, de la vigencia de la sociedad civil, de la voz popular que reclama la paz como un derecho fundamental de obligatorio cumplimento”, expresó a Semana.com el vocero de la CRIC, Vicente Otero. 
 
Este encuentro nacional indígena, que continuará este sábado en La María, resguardo de los nasas ubicado en Piendamó, espera contar con la presencia de unos 20.000 indígenas procedentes de todas las regiones del país, además de algunas representaciones de Ecuador, Perú y Guatemala, según dijo Feliciano Valencia, consejero político de la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca (ACÍN). 
 
Valencia dijo que el CRIC y la ACÍN esperan que el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, viaje el martes al mismo resguardo, al que fue invitado para una reunión de las delegaciones del Gobierno y los indígenas con asiento en la mesa de concertación que las partes establecieron hace dos semanas en el Cauca.
 
"No tenemos confirmada la presencia de Santos, y nos insisten en que estará el ministro del Interior (Federico Renjifo)", dijo el responsable político de la ACÍN.

Se reanuda el diálogo
 
Mientras en las calles de Popayán los indígenas celebran su encuentro, el Gobierno por medio de los ministros del Interior, Federico Renjifo y el jefe de la cartera de Defensa, Juan Carlos Pinzón, mantuvieron un encuentro con las comunidades indígenas donde se habló sobre el orden público en esa zona del país y el papel del Estado en los territorios indígenas.
 
La mesa de diálogo fue presidida por el representante de la oficina en Colombia del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Todd Howland, el jefe de la Misión de Apoyo a los procesos de paz en Colombia de la Organización de Estados Americanos (OEA), Marcelo Álvarez, el representante del Consejo Regional Indígena del Cauca (Cric) Jesús Chávez, además de los dos ministros.
 
Tras dos horas de diálogo, se pactó poner en marcha una mesa para Derechos Humanos, Derechos Internacional Humanitario y Fuerza Pública, la cual será liderada por el viceministro de Defensa, Jorge Enrique Bedoya y la viceministra del Interior (e) de Participación e Igualdad de Derechos, María Paulina Riveros.
 
"En estas mesas empezaremos a discutir temas que nos interesan a Gobierno Nacional e indígenas y  llegar así a futuros acuerdos”, indicó el ministro Renjifo Vélez.
 
Para el representante del Consejo Regional Indígena del Cauca –CRIC- y delegado para estas conversaciones, Jesús Chávez,  “este acercamiento es una muestra de que al señor ministro de Defensa también le interes avanzar en los diálogos”.
 
El jefe de la cartera política descartó la presencia del presidente de la República en la congregación prevista en el resguardo de La María, donde culminará la Minga convocada por las comunidades indígenas del Cauca del 10 al 14 de agosto.
 
“Lo que hemos dicho es que el presidente de la República estará el día que tengamos un acuerdo final. Vamos a hacer un esfuerzo para tener un documento que permita reunir todos los acuerdos que vamos hacer en el Cauca y ese día vamos a evaluar que el Presidente firme un documento Conpes, si es el caso, pero no será en día martes en La María”, precisó Renjifo.
 
El gobernador del Cauca Temístocles Ortega, también se refirió a la marcha de los indígenas y dijo que había que tomarla con tranquilidad. “No asistimos a nada distinto que una marcha de las comunidades de comunidades indígenas, coordinadas por sus autoridades, una marcha que nos han notificado como pacífica, organizada contra la violencia, en favor de la paz, es la posibilidad de un reencuentro para que entendamos que el Cauca somos todos, tenemos que comprender y aceptarnos para seguir trabajando por un departamento mejor”.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.