Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/24/1995 12:00:00 AM

COJEA PERO LLEGA

Tres años después de que estallara el escándalo de los auxilios del Concejo de Bogotá, por primera vez dos de los acusados son llamados a jucio.

MUCHA AGUA HA CORRIdo bajo los puentes desde que hace tres años estalló el escándalo de los auxilios de los concejales de Bogotá. La investigación cobijó a 36 concejales y a 31 de ellos se les profirió auto de detención. La mayoría se presentó ante las autoridades y terminó detenida por varias semanas en una de las casas militares en el Cantón Norte de Bogotá. El escándalo también salpicó al ex alcalde Juan Martín Caicedo Ferrer, quien estuvo 85 días privado de su libertad en las dependencias de la escuela de inteligencia del DAS. Fue tal el pánico que generó el juez César Tulio Lozano, quien tuvo en las primeras de cambio el manejo del proceso, que varios de los implicados terminaron en clínica de reposo.
La conmoción que se produjo en uno de los episodios judiciales más sonados de los últimos años llevó a que la mayoría de los concejales investigados en estos tres años devolvieran casi la totalidad de los 1.600 millones de pesos que hacían parte de los auxilios entregados por ellos a supuestas fundaciones sin ánimo de lucro, pero que en la realidad eran empresas de papel y fundaciones fantasmas.
Sin embargo la devolución del dinero no fue suficiente para que las autoridades dieran por cerrado el caso. Al contrario, en estos 36 meses que han trancurrido, la Fiscalía General de la Nación continuó con su labor de sabueso para establecer en detalle a dónde fue a parar la plata que los concejales entregaron en donación a esas fundaciones. Los resultados llegaron finalmente y la semana pasada se escribió un nuevo capítulo sobre esta historia.
En efecto, la fiscal 78 de la Unidad de Delitos Financieros, Liliam Acosta, profirió una providencia con resolución acusatoria contra la concejal Florelba Cárdenas y el ex representante a la Cámara Telésforo Pedraza. Ellos son los dos primeros en ser llamados a juicio para que respondan por el delito de peculado por apropiación. La decisión tomada por la fiscal Acosta hace parte de la investigación adelantada a un primer grupo de concejales, que incluye también a Jorge Pastrán Pastrán, Armando Echeverri Jiménez y Alvaro Pava Camelo. Sobre ellos la decisión adoptada fue cerrar definitivamente el proceso. En el caso específico de Pastrán Pastrán, la fiscal concluyó que los auxilios destinados por él fueron correctamente entregados y ejecutados de acuerdo con los parámetros de inversión programados por las fundaciones beneficiadas por esos auxilios.
En los casos de Armando Echeverri y Alvaro Pava Camelo, Liliam Acosta acogió el criterio de la Corte Suprema de Justicia en el sentido de que la sugerencia del auxilio no tiene connotación delictuosa y en consecuencia los dos concejales no incurrieron en conductas ilícitas.
¿Por qué razón la fiscal 78 de la Unidad de Delitos Financieros llamó a juicio a Florelba Cárdenas y a Telésforo Pedraza? La investigación realizada durante estos últimos dos años le permitió a la Fiscalía establecer cuál había sido el verdadero manejo que se le había dado a los auxilios por parte de la concejal y el ex representante a la Cámara. En el caso de Florelba Cárdenas, el ente acusador logró determinar la estrecha vinculación familiar que la concejal tenía con las fundaciones que benefició con los 30 millones de pesos de auxilios. Según la investigación, la concejal le entregó al Fondo Siglo XXI la suma de 25 millones de pesos. El representante legal de ese fondo es su esposo, José Rodríguez. Igualmente se comprobó que Cárdenas es la representante legal de la Asociación Cívica para el Desarrollo de Bogotá, entidad a la cual le entregó cinco millones de pesos en auxilios.
En cuanto a la situación de Telésforo Pedraza, la Fiscalía logró comprobar que el hoy concejal de Bogotá tenía estrecha vinculación -a través de familiares- con cuatro de las fundaciones que benefició con los 33 millones de auxilios. También se determinó que Pedraza invirtió parte del dinero en CDT para obtener un rendimiento económico.
En ambas investigaciones los abogados establecieron que los presupuestos presentados por las fundaciones para justificar y reclamar los auxilios eran tan sólo una fachada, pues después de realizar un auditaje se comprobó que esos presupuestos nunca se ejecutaron de la manera como se presentaron. A pesar de que Florelba Cárdenas y Telésforo Pedraza devolvieron el dinero de los auxilios, la Fiscalía los llamó a juicio porque la ley es clara en cuanto que la devolución de dinero rebaja la pena pero no la perdona en su totalidad. "Eso no es como borrón y cuenta nueva. En ley devolver dineros es un acto diminutente de punibilidad, pero de ninguna manera exonera de responsabilidad penal", señaló la fiscal Liliam Acosta.
Como están las cosas, la fiscal 78 de la Unidad de Delitos Financieros considera que el juicio contra Cárdenas y Pedraza se iniciará en el segundo semestre del año. Y mientras llega la hora cero, Liliam Acosta ya tiene en sus manos la investigación sobre otros cinco concejales terminada por su grupo de colaboradores. La decisión sobre la suerte de cada uno de ellos se dará a conocer en las próxirms semanas. Y así, a cuentagotas, la justicia les pasará cuenta de cobro a los responsables de este escándalo que por primera vez puso tras las rejas a varios dirigentes de la clase política.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.