Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2001/11/05 00:00

Cómo generar espacios para construir y no destruir

Cómo generar espacios para construir y no destruir

Pedro A. Medina Lara*

El alcalde Antanas Mockus vislumbra una Colombia donde "Tú vales por tu capacidad de construir y no de destruir". ¿Cómo convertirnos en un país que construye? Pensar en una respuesta puede resultar difícil, pero se puede dar un acercamiento visto en 10 pasos, en los que la fórmula se aplique con diligencia y perseverancia, puede crear ese país empoderado y abierto a trabajar en conjunto:

1. Autoestima colectiva. Un primer paso está en construir la autoestima colectiva positiva de Colombia. Colombia es un país adolescente al que llevamos varios años resaltándole lo negativo. Identificando, reconociendo y promoviendo lo positivo, equilibramos la balanza entre el vaso medio lleno y el medio vacío.

2. Visión. ¿Cuál es la Colombia que merecemos, la que deseamos, la que estamos dispuestos a construir? ¿Cuál es nuestra visión en 2020?

3. Construir habilidades. Habilidades que permitan desarrollar el capital social. Habilidades como: romper el hielo con un extraño, relacionarse, construir equipos que funcionan, vender ideas y promover positivamente nuestro país.

4. Empoderar. Formar grupos empoderados con una visión compartida y con unas reglas del juego claras. Un principio básico de las relaciones públicas es el de que un buen comunicador debe "saber hacer y hacer saber". Muchas veces uno se pregunta si este principio no iría en línea con el de un gobernante en el que lo importante es hacer y generar un conocimiento en el entorno para que las personas inicien procesos de contacto, construyendo relaciones que permiten un mayor crecimiento personal, social y económico, con una mayor calidad de vida.

5. Oportunidades. Identificar creativamente las oportunidades, generando un consenso en el que reconozcamos cuáles de ellas son de alto impacto y baja dificultad.

6. Dividir la tarea. Implementar la segmentación de los trabajo en acciones, fecha y responsables; actuando de manera enfocada y profunda. Construir confianza en esos equipos a través del sentido de victoria, que viene con los logros —pequeños inicialmente y luego grandes—.

7. Romper barreras. Castigar los "fouls pequeños", como nos advierte el alcalde Mockus: "Si no castigamos los fouls pequeños, el partido se desbarata". El trabajo está centrado en no acostumbrarnos a meternos autogoles.

8. Seguimiento. Los líderes, estemos donde estemos, debemos entender que se delega la tarea pero no la responsabilidad.

9. Medir resultados. Lo que no medimos no mejora.

10. Fomentar. Se deben reconocer los avances, recompensar los logros obtenidos y apoyar el trabajo emprendido por otros.

Con esta fórmula aplicada de manera gradual y con pasos firmes, podemos generar un mayor compromiso de cada individuo, que a la vez va integrando (como en una cadena), todos los aspectos de su vida. El concepto está encerrado en que es mejor dar que recibir y que esto genera una sociedad que se conecta entre sí, por una meta común.

En Colombia tenemos que fortalecer el concepto de trabajar en equipo, donde lo que yo hago puede afectar a los demás, tanto positiva como negativamente. En nuestras manos está apoyar esta construcción conjunta de un nuevo país que busque una meta común. Todos estamos conectados y como decía un gran pensador: "Cuando una mariposa mueve las alas, todo el universo se mueve".



* Gerente general McDonald’s Colombia

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.