Jueves, 23 de octubre de 2014

| 2013/09/10 00:00

Así sería el ‘tatequieto’ a conductores ebrios

Sin ser concertado con el Gobierno, el Congreso tiene las sanciones para quienes beben y conducen.

El Congreso hace su propuesta para sancionar a las personas que conduzcan embriagadas. Foto: Archivo particular

Los partidos políticos llegaron a un principio de acuerdo en el Congreso para tramitar un conjunto de normas que castiguen a los conductores borrachos. No sólo a quienes causen accidentes por estar bajo la influencia del alcohol, sino también para quienes sean sorprendidos por las autoridades conduciendo en ese estado. 

 

La principal controversia que había generado el diseño de este proyecto de ley se ha concertado en si todos los conductores ebrios deberían ser sancionados con cárcel y si esa conducta sería considerada como un delito. 

 

Los voceros de los partidos políticos decidieron que esta conducta sólo será tipificada como un delito en el caso de que ocasione muertes o accidentes, pero en caso contrario sólo serán aplicables multas y sanciones de carácter administrativo. 

 

El proyecto, que fue concertado y será presentado el próximo lunes para que inicie su trámite, establece que quien por primera vez sea sorprendido bajo los efectos del licor será detenido por 24 horas mientras pasa su estado de embriaguez y será sancionado con una  multa equivalente al 25 % del valor comercial del vehículo. Este servirá de garantía mientras se paga la multa.

 

Si es encontrado por segunda ocasión bajo los efectos del licor, la multa será del 50 % del valor comercial del vehículo y tendrá que firmar un acta de compromiso donde promete al Estado nunca más volver a incurrir en esa falta. 

 

Pero si reincide por tercera vez en esta conducta, la multa será del 100 % del valor del carro pero también se le impondrán sanciones penales. 

 

Según la representante Gloria Stella Díaz, el proyecto también busca activar los 115 centros de reclusión que deberían existir para los conductores ebrios. De momento sólo funcionan 11.

 

“La idea es aprobar este proyecto antes de diciembre porque las cifras demuestran que la mayor época de accidentalidad vial se da en diciembre y enero por la temporada de vacaciones y fin de año”, explicó Díaz.

 

El proyecto no fue concertado con el Gobierno, que se había opuesto a sancionar con cárcel a quienes fueran sorprendidos conduciendo en estado de embriaguez. Sin embargo, se acogieron las sanciones administrativas propuestas por el presidente Juan Manuel Santos que contemplaban el decomiso del vehículo. 

 

También se establece la suspensión definitiva de la licencia de conducción a los conductores reincidentes. 

 

El proyecto también establece que cuando el conductor ebrio ocasione muertes, se le procesará por homicidio doloso, no tendrá beneficios de rebaja de penas ni podrá pagar la pena privativa de libertad en casa por cárcel.  

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×