Lunes, 23 de enero de 2017

| 2015/10/06 11:01

Fallido ataque al Consejo Nacional Electoral

Una sentencia del Consejo de Estado impidió que el organismo perdiera una de sus armas más efectivas contra la trashumancia.

El Consejo Nacional Electoral seguirá disponinedo de su arma predilecta contra la trashumancia. Foto: Daniel reina / SEMANA

En las últimas contiendas electorales se ha hecho mucho más visible la labor del Consejo Nacional Electoral (CNE) en contra de la trashumancia, gracias a un procedimiento ultrarrápido y sumario que le permite anular las inscripciones de cédulas irregularmente escritas -sin mayores formalismos en el trámite-. Una demanda pretendía despojar a la autoridad electoral de tamaña tenaza contra el trateo de votos. El Consejo de Estado lo impidió.

La resolución que provee de este poder de decisión al CNE fue demandada porque supuestamente se encerraba en ella una violación al debido proceso administrativo. El accionante consideraba que no informar previamente a los titulares de las cédulas en proceso de investigación era violatorio de las garantías fundamentales de los ciudadanos que se identificaran con esos documentos.

Sin embargo, la máxima instancia contencioso-administrativa consideró que se trataba de un tipo de acto que no requiere notificación. Es decir, a su juicio, el no informar a cada titular del documento sobre el inicio de una investigación por la irregular inscripción de él, en modo alguno afecta su derecho a la defensa.

Explicó además que cuando se anulan esas inscripciones, el CNE cuenta con herramientas para notificar al afectado y permitirle al interesado que utilice medios de defensa que considere necesarios.

Esta determinación le permitirá a esta autoridad electoral seguir disponiendo de un arma que se ha convertido en insignia para combatir la trashumancia electoral.

De hecho, gracias a la agilidad que le provee este mecanismo el CNE ha logrado evitar que se consumen casos de trasteo de votos que se pudieron producir en las elecciones regionales de octubre. Este procedimiento le ha permitido anular el millón de inscripciones de cédulas que lleva hasta ahora.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.