Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/23/2015 7:42:00 AM

El indignante hallazgo de la Contraloría de Bogotá

El organismo encontró que útiles escolares e instrumentos musicales están a punto de dañarse en bodegas del Distrito.

Una polémica se desató por cuenta del hallazgo de la Contraloría de Bogotá de elementos para uso escolar abandonados desde hace varios años. Lo anterior quedó en evidencia tras una inspección a varias bodegas en las cuales el Instituto para la Protección de la Niñez y la Juventud (Idipron) almacena estos elementos.

La Contraloría, encontró entre otros elementos, cuadernos, elementos de aseo y de cocina e incluso instrumentos musicales abandonados que podrían estar en riesgo de quedar inutilizables. El cálculo inicial del organismo de control indica que en riesgo de pérdida hay cerca de 3.000 millones de pesos.

En estado de abandono hay 10.000 cuadernos nuevos, instrumentos musicales (pianos, saxofones, guitarras, timbales), sillas, innumerables elementos de cocina, más de 300 resmas de papel, más de 300 unidades de cartuchos para impresora, 500 toner, ocho toneladas de papel craft, prendas deportivas.

La Contraloría encontró también que existen grandes deficiencias en el manejo de inventarios del instituto en tres de las siete bodegas que están en Bogotá. Además, que no existe una destinación específica de estos elementos y que se encuentran en riesgo de “obsolescencia y deterioro por las inadecuadas medidas de almacenamiento y conservación”.

Los elementos encontrados sólo hacen parte de una de las siete bodegas, llamada 'Oasis'. El contralor de Bogotá, Diego Ardila, anunció que van a visitar las otras seis bodegas. “Tenemos claridad de que están en las mismas condiciones”.

Por ahora, el órgano de control espera que termine el proceso auditor para dar a conocer los resultados y las medidas a que haya lugar, “comoquiera que se está poniendo en riesgo el patrimonio público”.

El director del Idipron, Roberto Contreras, aseguró que los útiles fueron adquiridos por la pasada administración y que "estos elementos se vienen consumiendo y seguiremos dándoles uso".

“Estos elementos se encontraban regados en varias unidades, nosotros los juntamos y centralizamos para su mejor uso”, dijo Contreras en la cuenta de Twitter de la entidad.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.