Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/28/2017 12:03:00 PM

Feliciano Valencia, libre y absuelto

El líder indígena había sido condenado a 18 años de cárcel por el secuestro y las lesiones a un soldado que infiltró las protestas indígenas en el 2008. Corte Suprema de Justicia ordenó su libertad inmediata.

A mediados del año pasado decenas de indígenas del Cauca llegaron hasta la puerta del Palacio de Justicia de Bogotá para pedir la libertad de su líder, Feliciano Valencia.

En la sala de audiencias no hubo cupo para tantos, por lo cual tuvieron que esperar a las afueras de la Corte, mientras la defensa de Valencia justificaba ante los magistrados por qué debían tumbar su condena a 18 años de cárcel por los delitos de secuestro y lesiones personales. Una vez proferida esta decisión, el caso se convirtió en la "joya de la corona" judicial frente a los límites que debe tener la autoridad indígena frente a la ordinaria. 

El lío social y político que desencadenó este caso no fue poco. Feliciano Valencia fue sentenciado por el secuestro del cabo Jairo Chaparral y las lesiones físicas que le fueron propinadas al haber sido sometido a 20 latigazos en el año 2008.

Este hecho ocurrió en el marco del paro agrario en el Cauca y las protestas indígenas en contra de las políticas del expresidente Álvaro Uribe. El soldado fue acusado de haberse infiltrado en una comunidad indígena y castigado por llevar en su morral prendas y material de uso privativo de las fuerzas militares.

Puede leer: "La pelea de fondo es por el narcotráfico": líder indígena Feliciano Valencia

A finales del 2015, Valencia fue finalmente capturado por el CTI de la Fiscalía. Desde su centro de reclusión en el Cauca, el líder de los nasas, también precandidato a la presidencia, defendió su inocencia y la independencia de las comunidades frente al accionar de las Farc. 

"Al soldado Chaparral en el proceso de investigación se le encontraron un cuaderno que es un manual de instructivos para fabricación de artefactos explosivos y prendas militares. Eso configuró un hecho que ponía en riesgo la movilización”, ha señalado en medios regionales. 

Sin embargo, la Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia acaba de sentar un importante precedente al absolver a Valencia de los cargos y ordenar su libertad inmediata. Para el alto tribunal, el líder y vocero de las comunidades actuó en ejercicio de su autoridad indígena. 

"El carácter pluralista de la Constitución Política implica reconocer también un pluralismo jurídico para dar cabida al derecho consuetudinario de los pueblos indígenas", dice el fallo. En consecuencia, "la limitación de la libertad de locomoción que afectó a Jairo Danilo Chaparral Santiago obedeció al  cumplimiento de la función por parte de los órganos establecidos por la comunidad Nasa para resolver un asunto que estimaron ofensivo, en una clara manifestación de decisión y control de su autonomía y ejercicio de justicia".

En interpretación de la Corte, los indígenas le aplicaron su justicia al soldado, y si lo retuvieron y lo juzgaron no podía ser considerado un secuestro sino el ejercicio de su autoridad. En ese sentido, en la sentencia se hace una defensa de la autonomía de los pueblos indígenas.

Ahora después de una larga detención, actualmente la cumple en un cabildo en el Cauca, Valeciano podrá recuperar su libertad de manera definitiva. 

En contexto: La condena que llevará a prisión a Feliciano Valencia

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.