Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/21/2015 12:00:00 AM

Fiscalía le pone 'lupa' a la Ciénaga Grande de Santa Marta

Un grupo élite del CTI realiza una inspección en la zona por la presencia de grupos armados ilegales que amenazan la conservación del lagunar.

La Ciénaga Grande de Santa Marta es el complejo lagunar más grande de Colombia. En la actualidad se encuentra amenazado por la expansión agrícola, de ganaderos, los incendios forestales y la presencia de grupos armados ilegales. Ante este inminente peligro el Cuerpo Técnico de Investigaciones de Barranquilla decidió realizar una inspección para verificar las condiciones ambientales y de seguridad en el terreno.

La diligencia se inició a las ocho de mañana y contó con seis investigadores: topógrafo, fotógrafo, tres analistas y el jefe de la investigación por parte del grupo especializado. Igualmente al lugar asistieron peritos de la Corporación Autónoma de Magdalena (Corpmag), así como un grupo del Ejército para brindar la seguridad a la comisión. Se espera que en los próximos días se analicen los resultados de dicho grupo para que las autoridades tomen determinaciones respecto a las amenazas de la Ciénaga.

¿Cómo es la historia?

De nada le sirve ostentar el título de área protegida. Bulldózeres, retroexcavadoras, motobombas y grandes extensiones de cultivos de arroz engalanan el nuevo paisaje de la Ciénaga Grande de Santa Marta.

Este complejo lagunar que hace parte de la Convención Ramsar y que fue declarado Zona Núcleo de la Reserva Biosfera Mundial, por la UNESCO, se encuentra amenazado.

Pese a que ya se habían hecho algunas advertencias, finalmente este viernes luego de una visita de funcionarios de Corpamag, parques Nacionales y la Policía del Magdalena, se pudo dimensionar los daños que ha sufrido este complejo ecológico.

Desde la construcción de diques y terraplenes, realizados presuntamente con maquinaria pesada que encierran y aíslan los terrenos de los cursos de agua, hasta la quemas de grandes extensiones de tierra que realizan algunos propietarios de las fincas con el fin de generar relleno y ampliar las fronteras, son algunas de las piezas que conforman el complejo panorama que tiene en jaque a la región.

Se trata de la Ciénaga Grande de Santa Marta compuesta por dos parques naturales: Salamanca, uno de los espejos de agua dulce y salada más grandes del mundo con 4.280 kilómetros cuadrados, y el Santuario de Flora y Fauna.

De acuerdo con el informe técnico entregado por las autoridades, luego de la visita a la Finca Mendegua, predios de la hacienda Los Patos, en el municipio de Remolino, se pudo constatar que se vienen construyendo unos 17 kilómetros de dique en el sur de la Ciénaga Grande de Santa Marta (SFF CGSM), que afectan el Caño Condazo y por ende al Complejo Lagunar.

"Durante el recorrido se pudo observar de manera cercana las afectaciones que viene sufriendo el suelo, la vegetación y los humedales y se decomisaron siete motobombas y una retroexcavadora con las que se realizan obras ilegales, que ponen en peligro la estabilidad de la Ciénaga Grande", dice el comunicado.

Lo preocupante es que la advertencia ya se había hecho. El informe presentado este fin de semana concuerda con las problemáticas descritas en el informe que presentó Parques Nacionales el año pasado, luego de sobrevolar la zona.

Se ha talado la vegetación y se han limpiado los suelos, ese fue el revelador pronóstico que se entregó en el último informe. Los terrenos en inmediaciones de la cabaña Condazo han sido acondicionados.

"Construcciones de diques o terraplenes, realizados presuntamente con maquinaria pesada a lo largo del caño Condazo, por su margen oriental, que encierran y aíslan terrenos hasta el sector occidental de las Ciénagas de Mendegua, La Mata y Tigrera, que hacen parte del SFF CGSM y la ciénaga de Buenos Aires, en terrenos aledaños. Las obras actúan aislando los cursos de agua en estos terrenos, impidiendo su desborde natural y conexión acuática del humedal", son algunos de los ajustes que se le han hecho a los terrenos.

Al parecer, las diferentes obras encontradas en el recorrido presentan conexiones entre sí, de tal manera que se pueden recorrer grandes extensiones de terreno sobre estos diques o terraplenes carreteables, en donde se encierran diferentes lotes.

Además se había dicho que los mismos finqueros vienen abusando de la concesión de agua otorgada por Corpamag, colocando trinchos en los ríos para contener el agua, lo que evitaba el normal transcurrir de las corrientes que llegan a la Ciénaga Grande.

Por su parte, el gobernador de Magdalena, Luis Miguel Cotes Habeych, ha advertido reiteradamente que él le hizo saber la situación al presidente Santos de manera personal, en una cumbre de gobernadores costeños. Según se informó, ese mismo día se ordenó la militarización del complejo lagunar.

Cotes recordó que fue él una de las primeras personas que denunció las actividades ilícitas que se vienen presentando en el área territorial de la Ciénaga Grande, en donde en julio del año pasado, finqueros de la zona provocaron incendios forestales con el propósito de ampliar las fronteras de sus fincas.

"Militarice la zona”, le dijo el presidente Santos al oficial militar que lo acompañaba. “La situación allí es grave, nos dimos cuenta de cómo está eso en la Ciénaga cuando sobrevolábamos para llegar a Algarrobo”, dijo en su oportunidad el presidente y así fue informado por la Gobernación a través de un boletín.

Pese a la orden presidencial, la medida se quedó en palabras, mientras, se están robando a pedazos la Ciénaga Grande, advierten desde hace varios meses medios locales como El Heraldo.

Por su parte, la Unidad de Restitución de Tierra ha recordado que el sector Los Patos -jurisdicción del municipio de Remolino (Magdalena)- es una de las zonas más emblemáticas de la región en materia de despojo.

Desde hace dos meses, Corpamag tiene en curso un proceso sancionatorio en contra de los dueños del predio y gracias al acompañamiento de la Policía para llegar al sitio, hoy se cuenta con la información necesaria para abrir investigación formal y adelantar acciones jurídicas correspondientes para las sanciones penales, de acuerdo a lo que rige la norma.

Este martes, se supo que la Unidad Especial de Delitos Ambientales de la Fiscalía 45 especializada en delitos contra el medio ambiente y los recursos naturales de Barranquilla asumió la investigación por los daños en la Ciénaga.

No es la primera vez que las autoridades prenden las alarmas. Hace varios años durante la construcción de la carretera entre Barranquilla y Ciénaga se impidió el intercambio de agua dulce y salada, lo que provocó un desastre ecológico que causó la muerte de 25 mil hectáreas de mangle.

Ahora, mientras las autoridades se deciden a tomar cartas en el asunto, la biodiversidad de la Ciénaga Grande, reserva biósfera mundial, está una vez más en riesgo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.