Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/10/1995 12:00:00 AM

CUENTO DE BRUJAS

Nadie ha entendido por qué cogieron a Regina ni por qué la soltaron

ERAN LAS 3:30 DE LA TARDE del jueves pasado cuando uno de los hombres que tenía secuestrada a Regina Betancur de Liska le anunció que a partir de ese momento quedaba en libertad. Fueron 150 días -cinco meses- los que la ex senadora y líder del Movimiento Unitario Metapolítico estuvo en manos de un desconocido grupo guerrillero que se hace llamar 'Movimiento', y cuyos integrantes afirman ser ex guerrilleros del M-19, amnistiados en el gobierno de Virgilio Barco y que hoy operan en las montañas de los departamentos del Valle del Cauca y Cauca.
La misteriosa odisea de Regina Betancur se inició el 14 de octubre del año pasado, cuando a las ocho de la noche cerca de 25 hombres, fuertemente armados, llegaron a su finca en el municipio La Sirena, localizada en el suroccidente de Cali. "Me encontraba en la cama cuando los hombres llegaron a mi casa y me dijeron que necesitaban que los acompañara porque querian hablar conmigo y que no me preocupara que en unas horas regresaria con mi familia. Me fui en pijama y pantuflas", contó a SEMANA la ex senadora.
Desde ese día el rastro de Regina se perdió como por encanto. Nadie sabía quién la había secuestrado. Las autoridades llegaron a afirmar que el plagio había sido realizado por la delincuencia común, que exigía un millón de dólares por su liberación. "Esa noticia la escuche por radio y los muchachos que me cuidaban, quienes no pasaban de los 18 años, me dijeron: doctora usted vale mucha plata. Yo les contesté, muy bien, si van a pedir ese dinero están fregados pues mi familia tiene orden de no pagar un solo peso. Así es que me quedo con ustedes toda la vida o lo mejor es que me fusilen", señaló Regina.
Días después -recuerda- los secuestradores le manifestaron que no se preocupara que su secuestro no había sido para exigir dinero sino que estaban detrás de unos 'duros' que eran los del billete. "Yo les dije, no pierdan el tiempo porque sé leer la mente y me voy a comunicar con ellos para que se cuiden". Durante el secuestro la ex senadora se enteró por la radio que Alfonso Lizarazo había sido secuestrado en el Valle del Cauca y que lo tenía un grupo del M-19. "Yo les pregunté a los muchachos: oiga ustedes ¿tienen a ese hombre? Ellos me contestaron que no pero que se lo había cargado un grupo amigo de ellos que se hacía llamar Jaime Bateman Cayón. Yo ayudé mentalmente a Lizarazo para que lo liberaran y además le pedí a mis secuestradores que intervinieran con sus amigos para que lo dejaran libre, pues él era un hombre muy bueno".
Durante los cinco meses que estuvo secuestrada, la líder del Movimiento Unitario Metapolítico vivió todo el tiempo en las montañas y periódicamente la cambiaban de lugar de vivienda. "Caminábamos mucho. Jornadas de 12 y 20 horas. En una de las caminatas casi me les muero y ellos se asustaron mucho". Cuenta que el día más difícil fue cuando se comunicó mentalmente con su esposo y él por telepatía le confesó que se encontraba muy enfermo "En esa oportunidad me puse muy mal, pero decidí ayudarlo para que se curara y en otra comunicación lo vi mejor".
Regina Betancur fue encontrada a las ocho de la mañana del pasado viernes por unos funcionarios de la gobernación del Valle, quienes se movilizaban en un volquete. "Había caminado desde las tres de la tarde del dia anterior y cuando bajé de la montaña los muchachos que me habían secuestrado me dieron 6.000 pesos para que cogiera un bus que me llevara a Cali y después un taxi a mi casa".
Llegó a donde su familia como por encanto. Nadie sabe a ciencia cierta cuáles fueron los motivos que rodearon su retención por parte de unos jóvenes quienes siempre le dijeron ser ex guerrilleros del M-19. Tampoco se sabe porque la soltaron o si pagó por su liberación. Ella afirma categóricamente que no se le dio un solo peso a sus captores y que trajo del monte un mensaje para el presidente Samper. Lo único cierto de toda esta historia es que con el mismo misterio con que desapareció, Regina reapareció cinco meses después como por arte de magia.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.