Lunes, 22 de diciembre de 2014

| 2013/01/31 00:00

“Debemos hacer coalición con Uribe”: José Darío Salazar

Expresidente del Conservatismo cuestiona a su partido y le augura un "fracaso electoral" si apoya la reelección de Santos.

El senador conservador propone salir de la unidad nacional de Santos. Foto: El Universal

El muy posible regreso del expresidente Álvaro Uribe a la política electoral fue el pretexto para que José Darío Salazar, expresidente del Partido Conservador, cuestionara a su propia colectividad. La acusa de haber abandonado sus banderas.

Salazar, el más uribista del conservatismo, afirma que Uribe es quien enarbola las banderas conservadoras y por eso califica de suicidio político para el partido un eventual apoyo a la reelección de Santos. Sugiere a los azules ir con candidato presidencial propio y propone salir de la Unidad Nacional de Santos para hacer coalición con el Centro Democrático de Uribe. Revela que dará esa batalla: no se irá del Partido Conservador.

En esta entrevista, el senador caucano dice que el proceso de paz con las FARC es una “farsa monumental”. “A Santos lo eligieron los colombianos para derrotar militarmente a la guerrilla. Si nos hubiese dicho que iba a negociar con criminales de lesa humanidad, no habríamos votado por él”.

Semana.com: ¿Cómo ve el regreso de Uribe a la política electoral?

José Darío Salazar: Me parece interesante y necesario. Las políticas de Uribe en temas como la seguridad han sido olvidadas por este gobierno, que se eligió con esas políticas. Al doctor Santos lo elegimos con el propósito de  consolidar la seguridad democrática a través del imperio de la ley y del imperio de las armas si fuere necesario. Pero el doctor Santos se dedicó a negociar con la guerrilla.

Semana.com: ¿El proceso de paz fue la ‘hecatombe’ para que Uribe pensará en el escenario del Congreso?

J.D.S: Hay un desconocimiento al mandato popular que le dio nuestro pueblo colombiano al presidente Santos y lo que el expresidente Uribe está pretendiendo hacer es recuperar para Colombia la ruta y la senda que él marcó. Me parece que la llegada del expresidente Uribe al Congreso de la República es un muro de contención para evitar el desbordamiento que hay en estas políticas, porque Uribe no será un senador más, es un hombre que tiene una inmensa autoridad sobre el país y la opinión lo acompaña. Me parece que va a tener que hacer ese sacrificio por Colombia.

Semana.com: Uribe en la política ¿le quita las banderas al Conservatismo?

J.D.S: El Partido Conservador no se va a quedar sin bases, pero debe volver a levantar sus banderas. El Partido Conservador no debió votar el marco para la paz, que en realidad es un marco para la impunidad. Si el Partido Conservador fracasa en las elecciones, será porque abandonó sus banderas. Si no recupera sus banderas, otros se quedaran con ellas y el partido sufrirá un descalabro. El Conservatismo debería estar por lo menos compartiendo las banderas de la seguridad democrática con el expresidente Uribe porque él legítimamente las está enarbolando.

Semana.com: ¿Sugiere que el partido Conservador debe moverse hacia el llamado Centro Democrático?

J.D.S: Hoy no hay ley de transfuguismo. Creo que debería haber una ley que les permita a los militantes, especialmente a los representantes de los partidos, ir a donde ideológicamente se sientan cómodos. Esa ley todavía puede salir adelante. El Congreso hundió una reforma en ese sentido porque el presidente Santos, en la Convención del Partido de La U, pidió hundirla, seguramente para que miembros de La U no se fueran al partido de Uribe.

Semana.com: Si hubiera esa ley, ¿usted se iría?

J.D.S: Lo que yo jamás he dejado son las banderas conservadoras. Mis posiciones dentro del partido han sido muy claras y lo importante en donde uno esté es enarbolar las banderas en que uno cree. El debate, como está planteado hoy, tendré que darlo en el Conservatismo, defendiendo las banderas que en su mayoría coinciden con las banderas que defiende el expresidente Uribe, porque yo creo que Uribe es un hombre de talante conservador.

Semana.com: ¿Cree que haya desbandada de votos conservadores hacia la lista de Uribe?

J.D.S: Oponernos al matrimonio gay, oponernos a la adopción de niños por parejas homosexuales porque todo eso va a terminar en la pederastia, que es un delito contra los niños, son banderas que el electorado identifica como banderas conservadoras. De modo que yo no temo que haya una desbandada porque las personas que hemos acompañado estas banderas hemos sido muy afirmativas. Lo que tenemos que hacer cuando Uribe llegue al Congreso de la República es trabajar con él para tratar de enrumbar el país en la senda que él y nosotros lo dejamos.

Semana.com: ¿El oficialismo conservador esta más cerca de las tesis de Uribe o prefiere mantenerse en la Unidad Nacional de Santos?

J.D.S: Me parece que es un suicidio llevar al Partido Conservador a renunciar a sus ideas. Y me parece que durante estos años ha sido muy complaciente con las tesis del presidente Santos.   

Semana.com: ¿El conservatismo apoyará la reelección de Santos?

J.D.S: El Partido Conservador debe ser más claro, no puede ser dubitativo. El Partido Conservador tiene que llevar un candidato propio, con ideas propias, o un candidato de coalición que interprete nuestro programa y que no vaya a desconocerlo después. Lo importante es que ese candidato piense como nosotros pensamos y en eso no puede haber dudas.

Semana.com: ¿Candidato único o de coalición con el de Uribe?

J.D.S: Podríamos hacer un acuerdo con el Centro Democrático para que ponga sus candidatos y medirnos en una consulta en las elecciones parlamentarias. Y previo acuerdo de un programa de gobierno, el que más votos saque podría tener la posibilidad de pasar a la segunda vuelta y ganar las elecciones.

Semana.com: ¿Sí hay candidatos?

J.D.S: Martha Lucia Ramírez dijo que quiere ser, José Félix Lafaurie tiene el propósito de prestar su nombre, y seguramente habrá otros. Estos candidatos deben ir en las elecciones parlamentarias con una papeleta de consulta conservadora, junto a los del Centro democrático. Mecanismos hay. Lo importante es que nos pongamos de acuerdo en un programa de gobierno.

Semana.com: Dicen que Santos se juega la reelección con el tema de la paz. ¿Cómo evalúa el proceso?

J.D.S: Un fracaso lleno de mentiras, inclusive por parte del gobierno nacional. El propio presidente Santos dijo que había que reconocer que las FARC habían cumplido la tregua y resulta que los generales de la República salieron a decir el mismo día que las FARC habían violado 57 veces la tregua. Cada vez que uno le pregunta a un alto funcionario del Gobierno o a un alto negociador -yo lo he hecho- sobre el tema de cómo va a ser la justicia transicional, nunca hay una respuesta clara. Pero la guerrilla sí la tiene: impunidad, amnistía y lavado de capitales mal habidos.

Semana.com: ¿Se verá a Timochenko y a Márquez en el Congreso, como recientemente lo consideró Horacio Serpa?

J.D.S: Si salen con amnistía e indulto, como quieren las FARC, los criminales de lesa humanidad harán las leyes de Colombia hacia el futuro y le impondrán al pueblo colombiano sus leyes. Estos hombres, que se han dedicado a crímenes de lesa humanidad, al saqueo de las regalías, al secuestro y a la extorsión, imagíneselos de gobernadores, alcaldes, manejando el presupuesto nacional, y en el Congreso haciendo leyes a su medida.

Semana.com: Cree que con actos como el secuestro de los dos policías en el Valle del Cauca, el presidente Santos debe levantarse de la mesa?

J.D.S: El presidente los excusa. Los excusó cuando dijo que habían cumplido la tregua. Esperamos que no siga excusándolos. Ojalá que el presidente de la República vea que lo han sometido a él y al pueblo colombianos a un engaño monumental.

Semana.com: Si usted estuviera en los zapatos de Santos, ¿ya se habría levantado de la mesa?

J.D.S: Al presidente no lo elegimos para que negociara, sino para que los venciera militarmente, y el desconoció el mandato popular. Por eso el país está dividido frente a una decisión por la cual no votó. En el programa de gobierno del presidente Santos jamás nos dijo que iba a negociar con la guerrilla. Si nos hubiera dicho eso, no habríamos votado por él.

Semana.com: ¿Ve reelegido a Santos?

J.D.S: Hay una gran desconfianza sobre el presidente de la república porque ¿quién cree en un programa de gobierno, cuando lo elegimos y hace lo contrario?

Semana.com: ¿Y a Vargas Lleras en el Congreso?

J.D.S: Puede llegar sin ninguna dificultad, es buen parlamentario, buen ejecutivo y sin ninguna duda esa maquinaria que le entregaron, la de la vivienda, le debe haber levantado muchos votos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×