Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/4/2012 12:00:00 AM

Defensor del Pueblo exige a actores del conflicto sacar a civiles de la confrontación

Jorge Armando Otálora dice que el escenario ideal de la negociación es con un cese al fuego, pero, según el anuncio del presidente Santos, su única exigencia es que la población civil sea excluida del conflicto.

Para el defensor del Pueblo, Jorge Armando Otálora, la manifestación oficial del presidente Juan Manuel Santos sobre el inicio formal de las negociaciones con las FARC para terminar con más de medio siglo de conflicto armado interno tiene que ser recibida con complacencia y optimismo.
 
Otálora coincide en que actualmente "sí existen" las condiciones para que la paz tenga una nueva oportunidad, pero considera que el escenario ideal sería una fase de diálogos sin confrontación armada.
 
El cese al fuego, según el defensor del Pueblo, al igual que la situación de los secuestrados, debe ser punto prioritarios de la agenda sobre la que se desarrollarán las negociaciones, por eso respetó la decisión del jefe del Estado de dar el paso adelante para acabar con el conflicto sin que haya un cese de acciones de las FARC o del propio Ejército colombiano.
 
La única petición que Otálora les hizo a los actores del conflicto es la "inmediata e imperiosa necesidad de excluir a la población civil del conflicto".
 
Si el presidente de la República así lo estima oportuno, dice Otálora, la Defensoría del Pueblo está dispuesta a participar de las negociaciones.
 
Entretanto, asegura, velará para prevenir más víctimas civiles en esta nueva fase del conflicto, en la que sin cese al fuego, Gobierno y FARC negociarán la terminación del conflicto.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?