Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/28/2014 12:00:00 AM

Defensoría ayuda a hijas de colombiana asesinada

El exmarine estadounidense Caleb Crew confesó haber estrangulado a su esposa, Andrea Arias.

Mientras el exinfante de marina Caleb Crew espera ser sentenciado en EE. UU. luego de confesar el asesinato de su esposa colombiana, Andrea Arias, sus dos hijas son evaluadas por profesionales de la Defensoría del Pueblo y el Instituto Colombiano de entidad, ICBF.

Funcionarios de la Delegada para los Derechos de la Niñez recibieron a Jeimy Arias, hermana de la colombiana de 31 años quien murió a manos de su esposo en agosto del año pasado.

La defensora delegada, María Cristina Hurtado, recibió a la tía de las niñas con el fin de brindar asesoramiento para la asistencia de sus sobrinas, ambas menores de edad, en relación con el soporte psicológico que requieren.

Las niñas fueron acogidas por su tía Jeimy, pero acusan las consecuencias de la pérdida de su madre y el proceso que afronta su progenitor, el exmarine norteamericano que espera sentencia el próximo 9 de enero.

La Defensoría dispuso el acompañamiento de un equipo de profesionales que hará seguimiento del caso y las coordinaciones respectivas con el ICBF.

Crew, un joven de 26 años, declaró el pasado 27 de octubre en una corte federal en Virginia que estranguló a su esposa, luego de que ella lo denunciase ante las autoridades por violencia doméstica.

El exmarine confesó haber asesinado a su esposa y arrojarla en el río Occoquan, por lo cual podría recibir la cadena perpetua.

Según la declaración entregada por el homicida, Crew admitió que estranguló a su esposa mientras todavía estaban sentados en su camioneta. "No quería lidiar con otra llamada al 911", dijo.

"Agarré su garganta... me despedí," aseguró. Crew dijo que levantó su cuerpo. "Me puse a llorar, pero no podía parar", aseguró.

El exmarine incluso declaró que, durante la disputa, se dio cuenta de que su esposa aún tenía pulso, por lo cual "se quitó la corbata, se la puso en el cuello y terminó el trabajo".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.