Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/8/2015 4:00:00 PM

El inaceptable saldo rojo que dejó la fiesta del fútbol

La Personería de Cali rechazó los actos violentos que empañaron la final del fútbol colombiano. Autoridades hablan de tres muertos y más de 70 heridos.

Un saldo de tres muertos y más de 70 heridos dejaron los desmanes tras la victoria de Deportivo Cali frente a Independiente Medellín en la final del torneo Apertura del fútbol colombiano, informaron el lunes las autoridades.

Los incidentes más graves se registraron en Cali, donde el hospital Universitario del Valle confirmó la muerte de tres jóvenes, dos de ellos ingresaron sin signos vitales, y otro en la sala de cirugías mientras era atendido.

Richard Velásquez, de 19 años, fue herido con arma blanca en una riña en la populosa barriada de Siloé y falleció más tarde en el hospital. Las otras víctimas no fueron identificadas. Una falleció al caer desde una valla, mientras que el otro murió a raíz de quemaduras en el 60 % del cuerpo mientras manipulaba pólvora, informó el hospital.

El director del hospital, Jaime Rubiano, indicó que requirió de refuerzos dado el elevado número de heridos, más de 70.

“El deporte debe ser vida y alegría, el fútbol es una fiesta que se debe vivir en paz, las celebraciones no se deben convertir en tragedias”, pidió el personero de Cali, Andrés Santamaría. El funcionario además pidió que “para estos certámenes deportivos existan medidas de seguridad y control”.

La definición por el título se disputó en el estadio Atanasio Girardot de Medellín, ante más de 45.000. El Cali ganó 1-0 el duelo de ida y empató 1-1 en la vuelta para consagrarse campeón al sellar una ventaja 2-1 en el marcador global.

Los desmanes arrancaron en el estadio y sus alrededores cuando el árbitro Juan Carlos Gamarra señaló el final del partido.

Fanáticos que saltaron al campo trataron de agredir a Fernando Castro, técnico del Cali, y la Policía usó gas lacrimógeno para tratar de aplacar la situación.

El secretario de seguridad de Medellín, Sergio Alfonso Vargas, señaló que el balance en la ciudad fue de 58 heridos, cinco por arma blanca. También resultaron heridos siete miembros de la Policía.

Según la Personería, también se presentaron 28 accidentes de tránsito provenientes de Siloé, Agua Blanca, Terrón Colorado y el centro. Además hubo seis menores de edad efectados con los desórdenes; tres con lesiones personales y tres por caídas.

Con AP
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.