Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/17/2011 12:00:00 AM

Domingo de Ramos, pasado por agua

El interior del país es la zona más afectada. Solamente en el Caribe hay tiempo seco, según el Ideam.

El invierno continúa haciendo estragos en varias partes del país durante el fin de semana de domingo de Ramos, en el que el común denominador fueron las fuertes lluvias, los derrumbes, las inundaciones y las vías taponadas.
 
Según el IDEAM, los departamentos más afectados por la ola invernal son Antioquia, Boyacá, Cundinamarca, Santander, Caldas, Quindío, Risaralda, Valle, Nariño, Cauca, Tolima y Huila. Solamente la costa Caribe presenta clima seco.
 
Una emergencia se presentó en Antioquia, en la via que de Guatapé conduce a El Peñol, donde un alud de grandes proporciones taponó la carretera y dejó al menos un automóvil atrapado, del que se rescataron dos ocupantes.
 
Las autoridades de la zona, entre los que están bomberos y Defesa Civil, no descartaron que a lo largo de la trayecto en el que cayeron tierra y piedras -unos 100 metros- se encuentren más vehículos aprisionados, por lo que trabajan ágilmente.
 
No obstante, aún deben ser retiradas unas líneas de alta tensión que cayeron por cuenta del desmoronamiento de las laderas del lugar, por lo que operarios de las Empresas Públicas de Medellín deben avanzar primero para asegurar la zona.
 
Durante  la noche, el río Bogotá se salió de su cauce y empezó a inundar a la población de Mosquera, y provocó los primeros demanificados en la población cundinamarquesa.
 
Las autoridades de los departamentos de Huila y Tolima se mantienen en el máximo nivel de alerta ante los altos niveles de las represas de Prado y Betania, que han venido abriendo sus compuertas para liberar algo de su caudal y lograr soportar la carga de nuevas lluvias.
 
De ahí que se encuentren en alerta las zonas ribereñas del río Magdalena, que ya se desbordó a la altura de Honda. Organismos de socorro pidieron a la comunidad estar pendiente de las alertas las autoridades, alejarse de los márgenes de los ríos y evacuar en caso de necesidad.
 
El IDEAM indicó que ese río y el Cauca ya pasaron la cota de inundación en sus cuencas alta y media, de ahí que los organismos de socorro se encuentren en estado de máxima alerta ante cualquier contingencia.
 
Por su parte, en Granada (Meta), al menos 56 familias quedaron damnificadas ante las inundaciones de cuatro barrios del municipio; mientras en Saravena (Arauca), donde se presenta uno de los más altos incrementos en la caída de agua en el país, una quebrada dejó 13 casas inundadas.
 
Un desmoronamiento de tierra afectó por lo menos a 150 familias al llevarse 30 viviendas en la vereda La Cheva del municipio de Jericó, en Boyacá. En Antioquia, tras desbordarse el río Magdalena, se inundaron los municipios de Puerto Nare, Puerto Wilches y Barrancabermeja, en Santander, donde dos barrios resultaron afectados.
 
Morales (Bolívar) también quedó afectado con el 60% de su superficie debajo en agua, con lo que resultaron anegandas más de 3.000 hectáreas de cultivos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.