Miércoles, 26 de noviembre de 2014

| 2013/07/04 00:00

El cabo Huertas pidió para que se alcance la paz

El CICR confirmó que Carlos Fabián Huertas fue entregado por el ELN en Fortul, Arauca.

El cabo tercero Carlos Fabián Huertas en el momento de su liberación. Foto: Cortesía. Defensoría del Pueblo.

Días después de que el presidente Juan Manuel Santos abrió la puerta a un posible diálogo entre el Gobierno y el ELN -con la condición de que se liberara a un canadiense secuestrado-, esa guerrilla decidió liberar al cabo tercero Carlos Fabián Huertas, secuestrado el pasado 22 de mayo en Chitagá, Norte de Santander. Tras su liberación pidió que se llegue a un acuerdo de paz.

El uniformado fue entregado al Comité Internacional de la Cruz Roja y a miembros de la Iglesia en una zona rural de Fortul, Arauca, señaló el organismo humanitario en un comunicado.

Tras ser sometido a exámenes médicos, Huertas fue trasladado por la misión humanitaria al batallón Reveiz Pizarro, de Saravena (Arauca), donde fue recibido por el general Carlos Rubiano, de la Fuerza de Tareas Quirón.

Según lo informó la Defensoría del Pueblo, el oficial fue entregado por el frente Domingo Laín a los miembros de la comisión humanitaria, encabezada por la defensora regional de Arauca, Gloria Cuitiva, y monseñor Carlos Muñoz, de la Diócesis de Arauca.

"Es un deber del ELN asegurarse de que el suboficial regrese sano y salvo a su familia. Mientras más rápido lo haga, mucho mejor", dijo, horas antes de la liberación, el comandante del Ejército, general Sergio Mantilla, quien también solicitó la liberación de Jernot Wolber, el canadiense secuestrado por esa misma guerrilla el pasado18 de enero.

Huertas tiene 22 años de edad y lleva tres de ellos en el Ejército. Es proveniente de una humilde familia huilense y será padre en pocos meses. 

En Neiva, en medio de abrazos de vecinos y amigos, la familia del cabo recibió la noticia de su liberación. Aidé Huertas, madre del militar, le contó a Semana.com lo que logró hablar con su hijo a través de una corta llamada.

“Me dijo que estaba bien, que no me preocupara. Me explicó que en este momento lo tenían en Arauca y que ya lo traían para Bogotá para que nos pudiéramos ver”, señaló la feliz madre tras mes y medio sin saber sobre el menor de sus cinco hijos.

La progenitora de Huertas aseguró que tenía la intuición de que iban a dejar libre a su hijo este jueves porque un medio de comunicación la llamó para preguntarle sobre el tema en las horas de la mañana.

Aidé manifestó que no tiene palabras para expresar su felicidad y que siente que su hijo consentido volvió a nacer. Aseguró que, por ahora, sólo espera trasladarse a la capital para darle un abrazo.

Mientras tanto, Nina Andrea Huertas, hermana del suboficial, le confesó a este medio que no creía que la liberación llegara tan pronto, pero que las esperanzas siempre estuvieron vivas. “Estamos muy felices de saber que tendremos a mi hermano en casa. Cuando escuchamos la noticia en los medios de comunicación no podíamos creerlo, esperamos una llamada que nos confirmara lo que estaban diciendo”, aseguró.

Los cuatro hermanos y la mamá del cabo Huertas viajarán en la tarde de este jueves a Bogotá para el tan esperado reencuentro.  (Vea aquí un artículo sobre el drama que vivió la familia Huertas)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×