Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/23/2013 12:00:00 AM

El caso que incomoda a César M. Velásquez

El exjefe de prensa de Uribe solicitó a la Procuraduría una versión libre por un proceso en su contra.

El caso que incomoda a César M. Velásquez El 8 de agosto de 2012 la Procuraduría creyó que Velásquez había traspasado la línea y abrió un expediente. Foto: Juan Carlos Sierra / SEMANA.
El exjefe de prensa de la Casa de Nariño y exembajador ante la Santa Sede, César Mauricio Velásquez, volvió a la escena de los procesos disciplinarios. Por medio de un oficio radicado en la Procuraduría la semana pasada, el periodista pidió que lo escuchen en versión libre para explicar su conducta en la publicación de un comunicado de la Presidencia que llevó a que el Ministerio Público le abriera una investigación.

Se trata del comunicado 468 del 11 del 2010, en la cual Velásquez, presuntamente, aprovechando los recursos del Estado, se refirió a un enfrentamiento del expresidente Álvaro Uribe y el entonces presidente de la Corte Suprema de Justicia, César Julio Valencia Copete.

El escrito decía: “La Secretaría de Prensa de la Presidencia se permite informar a la opinión pública que el magistrado César Julio Valencia Copete, expresidente de la Corte Suprema de Justicia, está denunciado por el presidente de la República ante el Congreso por haber injuriado y calumniado al primer mandatario, al afirmar mentirosamente que éste lo llamó por teléfono para el tema de la detención de parlamentarios y del llamamiento a indagatoria del senador Mario Uribe”.

El 8 de agosto del 2012 la Procuraduría creyó que Velásquez había traspasado la línea y abrió un expediente por ese comunicado. En el auto de apertura de la investigación la Procuraduría advirtió que el comunicador “ejerció un uso abusivo del bien del Estado al emitir presuntamente un comunicado de prensa emitiendo juicios de valor”.

Ahora, ocho meses más tarde, el proceso sigue incomodando a Velásquez. Por eso en el memorial radicado por su apoderado en el ente de control solicita que lo escuchen para explicar las razones y los hechos que rodearon la expedición del documento.

Velásquez tendrá que esforzarse para demostrar que no estaba favoreciendo al presidente de la República con afirmaciones, al parecer, deshonrosas e inexactas contra el magistrado Valencia.

En este lapso de tiempo el Ministerio Público dispuso la práctica de pruebas en las que ha obtenido una serie de documentos para definir si Velásquez incurrió o no en una falta disciplinaria.

Semana.com conoció que la versión se daría en los próximos días y que de no ser satisfactorias las explicaciones de Velásquez, pasaría la investigación a una etapa más complicada que definiría el futuro del jefe de prensa como servidor público.

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?

Les informamos a todos nuestros lectores que el contenido de nuestra revista impresa en nuestro sitio web será exclusivo para suscriptores.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com