Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/7/2003 12:00:00 AM

El hombre de Marquetalia

Con la muerte del general Matallana se revive uno de los episodios más polémicos de la historia reciente.

La semana pasada murio en Bogotá, a los 78 años, el general (r) José Joaquín Matallana, quien tuvo una larga trayectoria en la vida del país más allá de la actividad castrense. Aunque incursionó en la política y fue director del DAS, Matallana pasará a la historia por haber sido el protagonista del ataque a Marquetalia, uno de los hitos de la historia reciente del país.

Matallana era teniente coronel el 27 de mayo de 1964 cuando, al mando del célebre Batallón Colombia, saltó desde un helicóptero en vuelo para apoderarse de la 'República Independiente de Marquetalia'. Se trataba de un caserío controlado por 'Manuel Marulanda Vélez', 'Tirofijo', al mando de las autodenominadas 'Autodefensas Campesinas' en las estribaciones del nevado del Huila.

'Marulanda' y su grupo, compuesto por unas cuantas familias y varios primos suyos, había llegado a esta zona escarpada e inexpugnable huyendo de la violencia conservadora y del asedio militar. Por esos días hacía el tránsito de bandolero liberal a guerrillero comunista y había decidido no acogerse a la amnistía declarada por el gobierno del Frente Nacional.

Marquetalia, al igual que Riochiquito, El Pato y Guayabero, eran zonas donde el Partido Comunista tenía control absoluto. El asunto llegó al Congreso por cuenta de Alvaro Gómez Hurtado, quien denunció estas 'Repúblicas' en 1961. Aunque el presidente Alberto Lleras Camargo acusó recibo de la denuncia, consideró que con el tiempo estos grupos se incorporarían a la vida civil y que lo mejor era no atacarlos.

Dos años después, sin embargo, el gobierno conservador de Guillermo León Valencia decidió arremeter contra las 'repúblicas independientes'. La gota que rebosó la copa fue el secuestro de los pilotos de una avioneta de Aerotaxi derribada en cercanía de Planadas y el posterior asesinato del piloto de un helicóptero de la FAC que acudió en ayuda de los pasajeros. "Las acometidas de 'Tirofijo' hicieron indispensable tomarse las repúblicas independientes porque si no continuaría con sus depredaciones", dijo a SEMANA el general (r) Alvaro Valencia Tovar, quien como oficial de operaciones del Ejército diseñó el operativo.

Los hechos que rodearon la toma de Marquetalia siguen sin aclararse. En su momento Matallana explicó -como lo recoge María Victoria Uribe en su artículo 'El Mito de Marquetalia', que será publicado en la revista del Ican- que él ocupó el caserío con 250 hombres. Y que otros tres batallones, con unos 600 cada uno, venían combatiendo en la región. Es decir, que no participaron más de 2.000 soldados que se enfrentaron a unos 250 guerrilleros.

La guerrilla e historiadores de izquierda, en cambio, hablan de 48 guerrilleros contra 16.000 soldados "equipados con helicópteros, aviones de reconocimiento, bombarderos facilitados por Estados Unidos" e incluso acusan al gobierno de haber usado Napalm, lo cual es negado rotundamente por Valencia Tovar.

Valencia también niega que el ataque a Marquetalia haya salido del Pentágono, como sostienen las Farc, y no de la cabeza de los generales colombianos. Este punto tampoco se ha aclarado pero lo cierto es que esto ocurrió cinco años después de la llegada de Fidel Castro al poder y en pleno auge de la campaña anticomunista liderada por Estados Unidos.

En lo único que coinciden tanto el Ejército como la guerrilla es en que ambas creen que ganaron. "Fue un éxito en cuanto se les quitó un punto de apoyo. El error fue que el gobierno se desentendió y no entró a consolidar el éxito con acción política", dice Valencia Tovar. Las Farc, por su parte, convirtieron a Marquetalia en símbolo de la resistencia del pueblo, un mito que ha alimentado generaciones de guerrilleros hasta el punto de que lo consideran su verdadero nacimiento.

Independientemente de cómo se evalúe la operación, lo cierto es que con el ataque a Marquetalia se inició una nueva fase de la violencia en Colombia. "Las operaciones militares y su secuela de insurgentes muertos proveyeron el argumento final para que los campesinos sobrevivientes de Marquetalia transitaran de la autodefensa campesina a la guerra de guerrillas móvil que caracteriza hoy en día a las Farc", afirma Uribe.

Lo paradójico y triste es que el general Matallana, quien en su vida política se caracterizó como un hombre democrático y de avanzada, no logró ver el final de la guerrilla que combatió en su estado embrionario hace casi 40 años.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.