Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/6/2015 10:05:00 PM

El sentido homenaje de la mamá de Sergio Urrego

Alba Reyes lanza este jueves una fundación que busca prevenir que otros jóvenes tomen la decisión de suicidarse por cuenta de la discriminación como lo hizo su hijo.

 Las últimas semanas no han sido fáciles para Alba Reyes. Un año después de que su hijo, Sergio Urrego se quitara la vida, ella está decidida a hacer: “lo que él haría, que es dejar huella entre la gente.” Mientras la ciudad celebra sus 477 años de historia, en la biblioteca Luis Ángel Arango familiares y amigos del joven estudiante se reúnen para recordarlo.

Alba escribió un breve discurso sobre lo que ha significado este primer año sin su hijo. Sus palabras serán acompañadas de un vídeo documental que cuenta los dieciséis años que vivió Sergio. Habrá también una lectura de los poemas que más le gustaban.

En el homenaje, Reyes anunciará su decisión de crear una fundación para acompañar a las familias que han vivido su mismo drama y prevenir a muchas otras de sufrir algo semejante. Lo que busca con esa organización es que la sociedad “se comprometa con las niñas y niños diversos en el país y trabajar el tema del suicidio en adolescentes.”

Hace un año empezó lo que ella describe como un ‘negro capítulo’. Desde el 4 de agosto de 2014, Alba no ha podido llevar su duelo en paz. Ha recibido varias notificaciones para presentarse en juzgados a declarar por el caso de Sergio y hace pocas semanas recibió una notificación para que se presentara con su hijo ante la Fiscalía de menores. “Es muy duro ir a esas citas y ver que tildan a Sergio de ‘victimario’, de ‘acosador sexual’”.

El estudiante del Gimnasio Castillo Campestre decidió suicidarse cuando se enteró que los padres de su pareja, un compañero de clase, instauraron una demanda por acoso sexual. Tres semanas antes de quitarse la vida, Sergio se cortó el brazo con una peinilla y vomitó quince veces por la presión que sentía en el colegio frente a su orientación sexual.

Esa versión fue cuestionada por la rectora de la institución,  Azucena Castillo, que en esta semana salió en varias entrevistas asegurando que “el suicidio de Sergio no fue por género, sino por abandono”. Según Castillo,  en ningún momento se presentaron situaciones de discriminación en el colegio y fue el abandono de los padres el que lo motivó a quitarse la vida. Las declaraciones de la rectora cayeron mal en medio del proceso judicial que se adelanta en su contra por discriminación y por haber ocultado las pruebas del proceso. Castillo está actualmente detenida preventivamente con beneficio de casa por cárcel por esos hechos.

En medio de la polémica, Alba quiere recordar a su hijo y trabajar por su memoria. Sergio se convirtió en el símbolo de la lucha que tienen que vivir miles de personas en Colombia con una orientación sexual diferente. “Él me habló a través de una persona. Me dijo que estaba bien y que cada vez que yo viera mariposas verdes es porque él estaría cerca” dice. A Alba le quedó tan grabado ese mensaje, que las invitaciones para este evento y el que también ofreció ayer en el Park Way en honor a Sergio, están llenas de mariposas de ese color. 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.