Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/26/2011 12:00:00 AM

El sorprendente avance de la cirugía facial

Los extraños se quedaban mirándole por la calle y los niños gritaban '¡qué viene el monstruo!' y salían corriendo, pero Mitch Hunter acaba de someterse a un trasplante de cara que promete cambiar su vida.

;
BBC
La verdad es que cuando llamé a su puerta, a las afueras de Indianápolis (norte de EE.UU.), no sabía qué esperar.
 
Había visto fotos suyas como un joven soldado y fotos suyas después de 10 años de operaciones de cirugía plástica, pero ahora estaba a punto de conocerle, cuatro meses después de haberse sometido a uno de los primeros trasplantes de rostro completo del mundo.

Abrió la puerta con Clayton, su hijo de 18 meses, en sus brazos y quedé sorprendido.

Mitch ya no es el joven guapo de antes, pero la transformación de su cara en los últimos seis meses es asombrosa. Mirando a Mitch y a su bebé incluso podía apreciar el parecido familiar.

Mitch tenía 20 años cuando un auto en el que viajaba como pasajero se estrelló contra un poste que contenía un cable eléctrico de 10.000 voltios.

Intentó rescatar a otro pasajero, pero al hacerlo, recibió la descarga del cable sobre su pierna y su cara. Perdió la pierna y la mayor parte de su cara se abrasó.

En los 10 años siguientes, los cirujanos trataron de reconstruirle el rostro, pero los resultados no eran del todo satisfactorios.

Fue el nacimiento de su hijo Clayton lo que hizo que Mitch decidiese finalmente someterse a un trasplante facial completo, el tercero que se realizaba en Estados Unidos.

"He tenido que ver a niños correr y esconderse detrás de sus madres porque se asustaban de mí", explica. "Entonces nació Clayton y no quería ver a más niños asustados de mí".

Financiación
 
La operación de Mitch fue resultado de una inusual financiación conjunta entre los hospitales Brigham y de Mujeres de Boston y las fuerzas armadas de EE.UU.

Con un número significativo de soldados que regresan de Afganistán e Irak con daños severos en la cara y el cuerpo, el Pentágono ha decidido financiar investigaciones para repararlas.

También está financiando trasplantes de cara y manos.

Encontrar un donante, sorprendentemente, no es tan difícil. El doctor Bohdan Pomahac, que ha realizado tres operaciones completas de cara y se prepara para otras cinco, dice que prefiere que el donante sea joven y del mismo sexo.

La reconstrucción por computadora muestra que el trasplante de una cara femenina a un hombre daría un buen resultado, pero aún no ha sido intentado.

Se trasplanta todo el grosor de la cara, pero lo que determina realmente el aspecto posterior del paciente es determinado por la estructura ósea de su cara.
 
La operación de Mitch transcurrió sin sobresaltos. Un equipo de cirujanos le retiró su vieja cara antes de que la nueva fuera implantada en el quirófano por el doctor Pomahac.

Los cirujanos unieron las arterias del cuerpo de Mitch a la nueva cara y también conectaron tres nervios. Finalmente, cosieron la nueva cara, con nariz, labios y músculos.

Toda la operación duró 14 horas.

Katrina, la compañera de Mitch, es una antigua amiga del colegio, y comenzaron su relación hace varios años, mucho antes del trasplante.

Dice que pronto se acostumbró a la cara dañada de Mitch y le aceptó por lo que era, aunque se daba cuenta de que Mitch era infeliz y evitaba salir de casa.

¿Cuál fue su reacción tras el trasplante? "Creo que es una locura. El hecho de que la medicina haya llegado tan lejos, y lo que son capaces de hacer. Es simplemente sorprendente".

Cuando le pregunté si le resultaba extraño besar en los labios de un hombre muerto, ella me contestó: "Nunca antes le había besado con los labios".

Mitch dice que está volviendo a tener sensaciones en la piel de su cara y que ahora puede hacer cosas como alzar las cejas, fruncir los labios y sonreír. Espera que estas mejoras continúen.

"Todavía hay carne de sobra en algunos lugares", dice, "pero me han dicho que cuando toda la recuperación acabe, me pareceré mucho a como yo era antes".
 
Reto de los transplantes

Un problema importante de los trasplantes de cara y manos es que los pacientes tienen que tomar medicinas que suprimen la actividad del sistema inmunológico para que su cuerpo no rechace el nuevo órgano.
 
Esto hace que los pacientes sean más vulnerables a las infecciones y puede causarles que desarrollen enfermedades como la diabetes.
 
Una nueva técnica desarrollada en la Universidad de Pittsburgh pretende reeducar al sistema inmunológico para que acepte el órgano trasplantado por medio de una infusión de médula osea del donante.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.