Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/2/2013 12:00:00 AM

¿El testigo mentiroso del caso Colmenares?

El hombre que dijo tener videos del día de los hechos de la muerte del estudiante terminaría enredado judicialmente.

El proceso por la muerte del estudiante Luis Andrés Colmenares no deja de tener sorpresas. Este 2 de enero apareció una denuncia según la cual una persona identificada como Andrés González, quien dice tener información sobre el deceso del joven, habría extorsionado al abogado Jaime Granados, defensor de Laura Moreno, una de las implicadas en el pleito judicial.

A juzgar por la denuncia, González se comunicó con la oficina de Granados para pedir dinero a cambio de contar supuestos montajes de la fiscal delegada Marta Lucía Zamora, que adelanta la investigación. El jurista habría puesto el hecho en conocimiento de las autoridades.

Pero la historia tiene cosas tanto de ancho como de largo. Fuentes de la Fiscalía aseguran que González estaría tomando represalias contra miembros de esa entidad porque su nombre no fue tenido en cuenta en el programa de testigos en el caso de la muerte del estudiante de la Universidad de Los Andes.

En noviembre pasado, este hombre contactó al papá de Luis Andrés con el argumento de que tenía datos sobre la muerte del estudiante. Dijo que quería contribuir con el caso y que lo hacía por necesidades económicas.

El nuevo testigo, como fue considerado en su momento, fue llevado al búnker de la Fiscalía donde dijo tener en su poder videos con imágenes del momento en que Colmenares era golpeado, al parecer, por un grupo de estudiantes.

Los fiscales investigadores se interesaron por su historia, pero pronto se dieron cuenta de que González mentía. No sólo por inconsistencias en su relato, sino porque en el momento de identificarse se presentó con nombres cambiados y números de cédulas que correspondían, incluso, a la identidad de su compañera sentimental.

Esto llevó a los investigadores a no tenerlo en cuenta, pues no cumplía los requisitos para ser declarante del caso. Ya afuera de la Fiscalía, los investigadores comenzaron a averiguar más sobre González. Pronto se enteraron de que tenía antecedentes penales por varios delitos y una orden de captura vigente por homicidio.

Semana.com se comunicó con la fiscal delegada ante la Corte, Marta Lucía Zamora, quien desestimó las supuestas denuncias de González y negó que ella o su despacho estuvieran siendo investigados por cometer episodios oscuros en este sonado caso, como ha dejado entrever el fallido testigo.

“La única investigación que tengo en mi contra se deriva de una denuncia que interpusieron contra mí los cuatro abogados del caso Colmenares por no descubrir un material probatorio del caso que llevo. No hay más. No tengo nada que ver con este señor que ahora aparece denunciado cosas”, concluyó Zamora.

Así comienza en el 2013 en el sonado caso Colmenares, que avanza lentamente en los estrados judiciales pero que, por fuera de ellos, cada día aparece con elementos típicos de una novela. 
                                          
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.