Martes, 24 de enero de 2017

| 2001/01/22 00:00

En un país lejano

Cientos de colombianos que han tenido que salir del país escriben su drama desde el exilio

En un país lejano

Volver a casa. Reunirse en familia. Este es el espíritu de la Navidad. Sin embargo, no todos pueden darse ese gusto tan simple y a la vez tan importante. Son los miles de colombianos que, por razones ajenas a su voluntad (económicas, políticas, de seguridad) se han visto obligados a buscar nuevos horizontes a miles de kilómetros de casa y no podrán compartir la Navidad en familia, en su hogar.

Por ese motivo SEMANA.COM convocó a los colombianos radicados en el exterior para que escribieran sus cartas desde el exilio. Para tratar, así sea a través de la palabra, de establecer un vínculo virtual con la patria lejana y que tanto se añora en esta época del año. Estos son sólo unos apartes de algunas de las 200 cartas que llegaron.

Bella Colombia, no llores más.

Cualquier lugar, a 9 de diciembre de 2000

Recordada Colombia:

Soy uno de tus tantos hijos “extraviados” y “separados” de tu bello espacio. Actualmente vivo en cualquier país de esta isla azul que flota en el infinito mar de estrellas.

Colombia ojalá que al recibir esta carta tu sufrimiento sea menos y la salud, la alegría y el trabajo circulen por tus calles, bosques y montañas; por tus selvas y desiertos.

La riqueza que has repartido entre nosotros ha sido mal gastada. Nos has confiado tu cuerpo y te hemos violado. Nos pediste cuidar hermanos, y los hemos abandonado, los hemos desterrado y los hemos matado. Nos pediste sembrar tus tierras y las hemos quemado.

Es bien sabido que cuando se hereda tanta riqueza los beneficiados siendo familia, se traicionan, se asesinan y sus cuerpos sin valor quedan olvidados en tus calles, bosques y montañas; en tus selvas y desiertos.

Bella Colombia con tanta sabiduría por la experiencia (peleas, guerras, muertes) que acumulaste por siglos, porque diablos no previniste el futuro.

Un día de 1985 te cansaste de llorar y Armero murió.

“Colombia querida sigue llorando pues, tus hijos afuera andan jugando”

No escribo a mi hermano gobierno (que chico tan solo); hermana iglesia (que muchacha tan falsa); hermana milicia (que chica tan violenta); hermano narco (que criatura tan mala); a los gemelos guerrilla y paramilicia (los despreciables chicos locos); pues todos olvidaron el don del dialogo y no entienden el significado de las palabras.

A los hermanos asesinados (que chicos tan dolorosamente separados) les mando un hasta pronto. A mis hermanos ciudadanos y campesinos (los chicos más pobres) y a los hermanos indígenas (tus verdaderos hijos) les pido que sobrevivan a esta nueva época de la conquista en la que guerrilla, paramilicia y milicia son los Jiménez de Quesada, Pizarro y Cortés del nuevo siglo, criminales que trascienden al tiempo, que mancillan las ideas, pisotean los sueños y desconocen la cultura.

Autodefensas Unidas de Colombia, que ironía. ¿Por qué no defienden tu esencia, tus colombianos?

Colombia te escribo desde lejos pues las circunstancias se dieron irremediablemente adversas para mi. No sabes cuanto te extraño. Extraño el olor de nuestro café por la mañana en mi añorado hogar, el hablar cotidiano de nuestra gente con ese acento de ilusión, los atardeceres en nuestros llanos, caminar bajo las noches plagadas de estrellas, nuestra música y nuestras comidas; tus paisajes de ensueño; nuestros mitos y leyendas que nos transportan a lugares y tiempos de fantasía; nuestra grandiosa bandera con la sencillez de sus alegres colores; la fuerza del tu himno, las playas con el caminar ardiente de tus mujeres, la adorable y soñolienta cara de un bebé negro en brazos de una madre sanandresana (un recuerdo lejano); recibir el sol del medio día sin temor a que el secuestro, la violencia y al final una bala, extinga mi pensamiento, mi llanto, mi risa y mi cuerpo sin valor quede olvidaro en tus calles, bosques y montañas; en tus selvas y desiertos ante la mirada fría de indiferencia.

Colombia tierra querida te pregunto si es necesario continuar acercándonos a la filosofía y a la sociología; a la religión o a la magia; a la ciencia o a la política para entender tu sufrimiento o podemos empezar a hacer gala de nuestra capacidad natural de razonar y reflexionar; de amar, de echar mano de la inteligente “malicia indígena” o del sentido “común” para dar fin a tanta estupidez que nos hace inferiores ante la naturaleza.

Colombia te pregunto si es necesario continuar acercarnos a la muerte con lujo de violencia; a la fuerza, a la humillación y al terror o podemos empezar a utilizar la habilidad que nos dio la evolución, de construir, inventar, enseñar y aprender a maquillar tus heridas mientras sanas.

“Madre querida intenta reír pues, tus hijos afuera no quieren morir”

Bella Colombia que vas a hacer cuando en tus tierras ya no haya un colombiano más, sino puro uniformado y tanto armado. Siembra buena semilla para que coseches buenos hijos.

Es triste que tu hermoso nombre este en boca de todos como sinónimo de violencia, de barbarie. Es triste escuchar, hora con hora, día con día que agonizas sin que por fin logres descansar. La tan añorada paz se esta convirtiendo en un espejismo de desierto en tu cuerpo tan verde, tan fresco. Es triste morir sin saber por que.

Colombia espero y es mi deseo que este año te traigan regalos de PAZ, ALEGRIA, TRANQUILIDAD, SALUD, TRABAJO, ESTUDIO, RIQUEZA y DIALOGO. Y si no es así, que te traiga mucha, pero mucha ESPERANZA. Espero y es mi deseo que al despertar de esta pesadilla encuentres esos regalos a tu lado como yo encontraba los míos cuando era chico y al fin puedas experimentar lo dicha morbosa de salir y presumirlos a tus vecinos y amigos.

Cierra tus fronteras con inteligente amor para que más de tus hijos no te abandonen, para que crean en lo nuestro, para que luchen por ti; para que se predique la tolerancia, la confianza y el respeto.

Abre tus fronteras a los que como yo quieren algún día regresar a tus calles, bosques y montañas; a tus selvas y desiertos. Volver a ti Colombia.

“Bella Colombia duerme tranquila ...pues mañana será otro día”

Bella Colombia, no llores más.

Por eso y por mucho más, para todos nosotros ... ¡Colombia Tierra Querida!

Carlos Alberto



-------------------------------------



Al calor del fogon de palo y el olor a leche fresca a guayaba la arepa ya sea Santandereana, Boyacense o Paisa todos remembramos estas fechas cuando aquellos viejos con alpargatas, ruana y sombrero nos invitaban a estar con ellos a soñar con sus fiestas y a escuchar sus cuentos de la tierra rica ; rica en todo...valores, cultura, orgullo y donde estos viejos murieron por darnos algo mejor, desde el ocaso de los que quedan vivos se preguntan donde están sus sueños por que ahora su tierra esta árida de los mas mínimos respetos como el de la vida?....

Para todos ellos y sobre todo a aquellos niños que están obligados en estos grupos sin fundamento ni ideología en esta navidad quiero pedir que se les de el derecho de vivir, estudiar y sonar con lo de nuestros viejos.

Desde otra tierra yo quiero dar mi mas sincero y cordial saludo para esta fiestas e invitar a todos para unirnos dejar el egoísmo y la envidia las malas vibras el hablar mal de nuestra tierra esa que nos sentó en su regazo y nos invito disfrutar de su belleza.

Una muy pero muy feliz navidad en paz y con respeto y que el próximo ano estemos llenos de mas berraquera y mucha esperanza para sacar a nuestro país adelante.

Animo con ahínco podemos

Gracias

Alexander Trujillo

------------------------------



Inspirado en los recuerdos que tengo del país y para celebrar una navidad muy a la colombiana, de entrada pondré una corona de espinas en la puerta de mi casa. Con lo del árbol no me iré por las ramas y lo voy a adornar con unas bombitas de gas. Le colgaré el texto de la reforma tributaria, las conversaciones de paz y la permanencia del fiscal. Para la parte de arriba, donde va la estrella, aún no se cual es más brillante, si Pastrana o Tirofijo. Dejare una zona despejada en la que no irán sino patos y gallinas y un asiento vacío por si llega alguien más. Al espejito que simula el agua le verteré unas goticas de petróleo.

FELIZ NAVIDAD

Carlos Camacho



------------------------------------------------



Una historia real de puro Amor

Hola mi nombre es Carmen escribo estas líneas porque para estas vísperas de navidad es cuando más me encuentro triste. Mi mamá, que es colombiana recuerda con nostalgia a su madre e hija que no ve desde hace 20 años.

Estas líneas es para desearles en cualquier parte de Colombia, en donde se encuentren, una feliz navidad y decirles que mi mamá piensa en ustedes día y noche, y en su corazón abarca un gran dolor al no poder compartir estos días de alegría con las personas a las que mas quiere. Milena Margarita Quintero y Fidia Patiño Mato, ustedes son las personas que le brindarían la mayor felicidad a mi mama María Elena Cantillo Patiño y a mi porque si mi mamá es feliz yo soy feliz.

Si estas breves pero significativas líneas llegan a sus corazones seria de mucha ayuda si alguno de ustedes lectores conocen alguna información sobre estas personas escríbanme a mi e-mail fresy6@latinmail yo aquí desde Panamá estaré esperando para poder brindarle a la persona que más quiero y que me dio la oportunidad de vivir un pequeño pago de todo lo que me ha brindado.

Y a ustedes miles de gracias.

Carmen



-------------------------------------------





Siempre he sabido que la felicidad esta en nuestro interior, no importa el lugar o las circunstancias, esta en la capacidad de disfrutar lo poco o mucho que se tiene; esta en tener la capacidad de lograr lo que se quiere y hacer todo aquello que realmente nos hace felices.

Salimos de Colombia el 26 de diciembre de 1999, principalmente buscando realizar un sueño de toda la vida, vivir fuera, practicar Inglés y educar a mi hija en un país con menos violencia.

No me quejo, la vida me ha tratado muy bien desde que llegue, encontré una familia que me abrió no solo las puertas de su casa sino de su corazón; de ahí en adelante, novio, amigos, un trabajo, una casa y UNA VIDA.

Mi hija extraña su colegio, sus amigos. La vida para los niños es tranquila, sin violencia pero fría, sin el calor de hogar de las familias, hay demasiado individualismo. Pero siempre se puede hacer mucho y generar una vida diferente, con todo lo aprendido y lo vivido. Como latinos tenemos esa fuerza de familia que nos jala a estar unidos y mantener por nuestros hijos, aún en la distancia y con amigos nuevos ese "Calor de Hogar". Como colombianita lo hace muy bien, ha sido un ejemplo en su escuela, maneja el Inglés mejor que niños que llevan aquí mucho tiempo. Es muy afortunada, hace amigos muy fácil y su vida es deliciosa.

Soy feliz pero extraño todo lo que deje. Extraño mi tierra: el sabor a tierra fresca, un despertar en Villa de Leyva o un año nuevo en Girardot. Extraño mi hermano, mi hermana, mi sobrino y mi cuñada: los domingos de almuerzo en familia, un ajiaco, un sancocho, carne asada, papa salada y Guacamole o un domingo de fritanga en José Dolores o en la calera. Después, nada mejor que una buena siesta. Extraño mis amigos: un viernes de rumba, bailar "viva la vida loca", tomarse unos tequilas o unos aguardientes. Extraño mi trabajo, mi jefe, mis compañeros, una tarde de cháchara y de risa, las novenas, las empanadas, la natilla y los buñuelos.

Me da nostalgia estar aquí en esta navidad; sin embargo, los recuerdos de los momentos vividos me dan la fuerza para seguir adelante. Tengo fe en mi país pero también creo que nos ha faltado berraquera para ganarle a la guerrilla y a la violencia. Somos gente buena, tenaz, luchadora, trabajadora, hábil sin embargo nos ganó la indiferencia. Todos los adultos somos responsables por este resultado; teniendo la oportunidad de elegir nuestros gobernantes, NO VOTAMOS PERO SI NOS QUEJAMOS.

Los colombianos que vivimos fuera somos un orgullo para nuestro país, no hay gente mas capaz, dulce y trabajadora que nosotros. Nos adoran, valemos nuestro peso en oro y uno hace como por dos o tres. Así me pasa a mi, este país tiene tantas oportunidades de trabajo y tantas cosas por hacer que la gente va de un lado a otro sin cumplir sus objetivos, sin aportar todo lo que pueden como personas y como profesionales.

Me duele mi país, me duele el sufrimiento de mi gente pero debemos tener fé y esperanza. Con alegría y amor podremos tener un país mejor. Colombia es el mejor país del mundo, por su gente, por sus riquezas, por todo lo que es y tiene.

A la guerrilla, por favor, dejen fuera del conflicto A LOS NIÑOS, ellos son el FUTURO, si los destruyen, ahí si no tendremos nada más que hacer que cerrar las puertas e irnos. Respeten la vida de los secuestrados y denles la libertad, no acaben con las familias, hay demasiado dolor rondando nuestro país, demasiada tristeza por todo el daño de la violencia organizada y la criminalidad. Dejen volver a los desplazados a sus tierras, ellos llegan a las ciudades para robar, necesitar alimentarse y cuidar de sus hijos. Deténganse por favor, ya no mas, déjennos VIVIR.

A nuestros gobernantes, por favor cumplan su misión de liderazgo, dejen el individualismo y la corrupción. Salven la democracia y construyan de nuevo nuestro país. Con cada colombiano se va no solo un profesional, una madre, uno o mas niños, se van industrias, se van capitales a enriquecer otros países.

Colombianos, desde lo profundo de mi corazón, tengamos fe y esperanza y aportemos no un granito de arena, UN CAMION, con el aporte valeroso, sincero y definitivo de quienes están en Colombia y de una u otra forma de los que estamos afuera, construyamos UN FUTURO PARA NUESTROS HIJOS.

Amo mi país, amo mi gente, amo lo que viví en Colombia y lo que soy como mujer, como madre, como hermana, como hija y como amiga.

Felices fiestas y un año nuevo lleno de esperanza, amor, paz y prosperidad.



MARTHA STELLA MARQUEZ

Boston, Massachussets

Tel. 1-617-363-0485

mstellam@msn.com

mstellamarquez@hotmail.com





---------------------------------



Oh Navidad : En tu nombre hemos dicho siempre lo más bello. Hemos contado los mejores cuentos y cantado las mejores canciones. Llevamos cientos de años repitiendo las mismas intenciones y persiguiendo los mismos sueños de Paz, Amor y Alegría...

Que éste año los Colombianos encontremos en lo más profundo de nuestros corazones una manera distinta de ver la vida...un modo diferente de mirar al mundo.

Que no sigamos secuestrando la inocencia.

Que dejemos de mirar la vida como un artículo más de nuestro comercio y encontremos el significado a los múltiples dones que en nuestra torpeza pisoteamos desde que amanece hasta que oscurece.

Que nuestros mandatarios entiendan que el Amor y la decencia SI se pueden conjugar con la política.

Y que el país entero entienda que la Honestidad no es el gran atributo especial que hace grandes a los hombres, sino apenas el mínimo requisito para poder ingresar como miembro válido de una sociedad digna y respetable.

Ese es mi mensaje de Navidad para Colombia. Para su Presidente. Para sus Congresistas. Para sus Secuestrados y también para los secuestradores. Para los asesinados y sus asesinos. Para los estafados y sus estafadores. Para los niños y niñas que llevan en su corazón nuestro futuro. Para los ancianitos que llevan en cada surco de sus arrugas un capítulo de nuestro pasado. Para los hombres y mujeres que trabajan de sol a sombra con el credo en la boca y el susto en la mirada. Para los que predican la Paz y los que hacen la Guerra. Para los industriales y sus obreros marca registrada. Para los comerciantes de la Noticia y las víctimas de su particular modo de relatar la Historia de una nación que se extingue por culpa de su propia incapacidad colectiva.



Germán Gutiérrez



----------------------------------





NO ES FACIL PARA EL INMIGRANTE PASAR UNA NAVIDAD LEJOS DE CASA NO HAY NADA MEJOR QUE PODER COMPARTIR CON TODA NUESTRA GENTE Y RAICES ESTAS INOLVIDABLES FECHAS, TODAS ESTAN LLENAS DE NOSTALGIA RECUERDOS ALEGRIA Y MUCHA TRISTEZA PORQUE HA SIDO TODA UNA VIDA O GRAN PARTE DE ELLA JUNTO CON LO QUE NOSOTROS DENOMINAMOS NUESTRO PAIS.

EL ESTAR LEJOS NOS LLENA DE DOLOR POR QUE ALLA QUEDARON MUCHOS DE LOS NUESTROS QUE SON LA RAZON PARA CONTINUAR VIVIENDO.

OJALA DIOS ILUMINE NUESTRO CAMINO Y AYUDE A SANAR TANTOS CORAZONES HERIDOS Y LLENE DE BONDAD Y MISERICORDIA A TODOS LOS REBELDES Y EN VEZ DE HACER UNA GUERRA ABSURDA CONSTRUYAMOS EL PAIS QUE TANTO QUEREMOS DONDE REIR NO CUESTA Y POR EL CONTRARIO LA FELICIDAD SE ENCUENTRA EN LA SONRISA DE UN NIÑO



FELICES FIESTAS Y QUE DIOS LES BENDIGA



Eliana Herrera



-----------------------------------





A mis Paisanos:



Muy orgullosa de ser Colombiana, vivo en Quito desde hace tres años y cada vez siento más nostalgia por mi País, no solo por la falta que me hace mi familia, su paisaje, su gente, sino también por causa de la violencia en que a caído día tras día mi tierra. Es increíble que personas en busca de poder, hallan caído tan bajo para tener el descaro de matar gente inocente, desalojarlas de sus viviendas y arrasar pueblos enteros.

A ellos les envío un mensaje: Que Jesús les traiga la sabiduría que tanto necesitan para actuar inteligentemente, sin violencia, sin desprecio, sin rabia, pues finalmente por unos pocos no pueden acabar con el resto.

Y a ustedes Paisanos de mi alma, mis mejores deseos para que puedan salir adelante, luchemos por nuestras familias, por nuestra tierra, hagamos de Colombia un País para mostrar al mundo con orgullo.

A los niños de Colombia: Que el Niño Dios los premie y los colme de bendiciones, porque son nuestro futuro, y sobre todo que les traiga muchos pero muchos regalos, materiales y espirituales, porque con el corazón de cada uno de ustedes brillará nuestra Colombia Querida.

Llegó el momento de decirles: Feliz Navidad y Próspero Año 2.001, que el año venidero traiga Paz a sus corazones y a sus familias, que esta Navidad sea la puerta de muchas alegrías para todos, que cambiemos nuestros pensamientos hacia el positivismo, podemos salir adelante, porque SOMOS COLOMBIANOS!



Los quiero y extraño,



Clara Alexandra Bello Guevara



-----------------------------------



Si desea ver el documento completo haga clic

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.