Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/16/2013 12:00:00 AM

Las condiciones de Peñalosa para aliarse con Petro

Al exalcalde de Bogotá sigue sin gustarle del todo la idea de una alianza los Progresistas. Él fijó sus límites.

Quienes estuvieron en la sede de campaña de Enrique Peñalosa el 30 de octubre del 2011, aún recuerdan la cara larga del exalcalde cuando supo que Gustavo Petro le había arrebatado la Alcaldía de Bogotá. En esa oportunidad sólo felicitó a Petro y dijo que iba a seguir trabajando por la ciudad. Tras su derrota, se convirtió en el mayor opositor del mandatario. Hoy las alianzas políticas lo tienen en una encrucijada con su antiguo rival en las urnas.

Y no es para menos. Los contactos que han venido adelantando los voceros de Progresistas, partido del alcalde, con representantes del partido Verde, han hecho que los micrófonos apunten en dirección de Peñalosa y su conocida oposición contra cualquier alianza en ese sentido.  

El domingo, Peñalosa sorprendió por una declaración en la que bajó la guardia. “Pese a que tengo diferencias profundas con el alcalde Petro en la manera de gobernar, aun así estoy convencido que él sueña con un mejor país y es una persona honesta”, dijo.

A pesar de que pocos lo esperaban, Peñalosa no sólo está resignado a que se haga una alianza, sino también está dispuesto a derrotar a los progresistas. Así lo reconoció en la red social.

“Si contra mi voluntad entran Progresistas a mi partido, no me voy, sino que doy la batalla para derrotarlos, eventualmente en consulta”, dijo Peñalosa haciendo alusión a una eventual alianza para escoger el candidato presidencial, que deberá vérselas -tal y como están las cosas hoy- con la posible campaña de reelección del presidente Santos, con un eventual candidato conservador y con los uribistas reunidos en el Centro Democrático.

Peñalosa puso sus condiciones si se alcanza un acuerdo entre progresistas y verdes. La primera de ellas es que no existe “posibilidad alguna de que yo apoye la lamentable alcaldía Petro”. El exmandatario ha criticado la actual administración distrital en temas como la crisis de las basuras, el metro pesado y la Avenida Longitudinal de Occidente, por citar solamente algunos.

Aunque Peñalosa dijo que no iba participar durante el proceso de recolección de firmas para la revocatoria contra Petro, sí está dispuesto a votar por ella. Su segunda condición es mantener su independencia y no ser juzgado por su decisión.

La tercera es clara: ser el candidato del Partido Verde para buscar un aspirante único a la Casa de Nariño. “Sólo hay una alternativa ir a la consulta contra (Antonio) Navarro o me retiro de la política. Prefiero dar batalla”, resaltó.

Los progresistas y los verdes decidieron hacer contactos con la idea de alcanzar el umbral que es de 450.000 votos para las elecciones legislativas del 2014. Si no lo hacen, estarían condenados a desaparecer y eso lo saben tanto Peñalosa como Petro.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.